"Se pueden arreglar campeonatos enteros, como el de Boca de Ischia." Javier Ruiz árbitro "Ehhehh, eh yo pienso de que ehhehh eeeehh (?)." DAP "No estén cagados." Daniel Passarella

lunes, 30 de septiembre de 2013

Al fin encontramos un rumbo

Mercado está de racha, ojalá continúe y haya más festejos importantes

Hace rato que River Plate no viene jugando bien (años)... y este partido no fue la excepción, hace rato que no jugamos bien y parejo durante 90 minutos... y este partido no fue la excepción, hace rato que nos cuesta hacer un gol... y este partido no fue la excepción, no lográbamos jugar aceptablemente de visitante y hace rato que no ganábamos fuera del Monumental... ¿cambió algo? ¿tenemos la mirada del vaso medio lleno o vacío?

Los primeros 45 minutos fueron muy buenos teniendo en cuenta al rival y la cancha que siempre nos complicó, fue un partido de mucho ida y vuelta y donde ambos arqueros fueron figura. River Plate se defendió muy bien en muchos pasajes del partido (Mercado mejoró muchísimo porque se siente más seguro y Balanta está hecho un león que se bancó todo el partido al molestísimo y chocador Silva y encima cubrió las espaldas de todos sus compañeros) y cuando sucumbió a la delantera de Lanús (meritorio que hayan atacado con 3 delanteros y se armara un partido muy abierto) apareció un increíble Barovero (inexplicable que no vaya al Mundial, más cuando los arqueros seleccionados no juegan o lo hacen en bajo nivel y acá hay varios de excelente nivel). Los 2 arqueros fueron increíbles y salvaron más de una decena de situaciones claras de gol aunque irónicamente las 2 situaciones más claras (el gol millonario y el tiro en el palo por parte de Lanús) fueron por los 2 únicos errores de los arqueros.
Muy merecido festejo, oportuno y valiosísimo

¿Qué cambió para que todos estemos felices? ¿Fue solo un resultado lo que nos alegró? Los cambios pueden haber sido sutiles (exceptuando los 3 puntos que son bien visibles) pero son muy importantes. El cambio de actitud fue fundamental pero lo más importante (a mi modo de ver) es que se encontró un rumbo. Hasta este partido veía perdido al equipo; jugaban mal y era como si no supieran porqué jugaban así, presionaban un tiempo y el otro perdían el objetivo porque no habían logrado el gol o empezaban jugando desastroso y en el entretiempo les debían decir de todo para que salieran al segundo con voluntad de jugar. En Lanús se jugó bien el primer tiempo y en el segundo se cansaron, fueron superados en varios momentos pero siempre hubo un ¨golpe por golpe¨, no se esperó a ver que hacía el rival y nos dejábamos atacar, ayer se defendió cuando éramos atacado pero siempre con la expectativa de devolver el ataque, hubo momentos en que jugaron mejor (Lanús es un buen equipo, con una idea de juego y buen plantel) pero no fuimos arrinconados, ni esperamos mansamente para ser degollados. También es muy importante ver que están levantando su nivel algunos jugadores (lo cual no implica que lo hagan en un gran nivel, simplemente están mostrando un mejor nivel al paupérrimo nivel previo) como Mercado (ya no se manda 2 grandes cagadas por partido, va al ataque con algo de criterio y encima está haciendo goles y pateando al arco), Ferreyra (de exjugador pasó a ser una alternativa de ataque y al fin sirvió su buena pegada), Andrada (el pibe sigue aprendiendo y se mueve bien, le falta jugar más adentro del área y tener posibilidades de gol) o Teo (volvió a mostrar con su actitud y sacrificio que es un jugador superior, sabe mucho con y sin la pelota, aún está con la pólvora mojada pero su trabajo es fundamental y en esta ocasión logró sacar de quicio a todo el equipo de los Barros Schelotto, lo cual es doble mérito), es una pena que Ponzio siga sin encontrar su nivel (da muchos pases errados en forma infantil y muchas veces se pasa de rosca en lo defensivo, fue mucho mejor el trabajo de Kranevitter a pesar de no haber jugado su mejor partido). Lamentablemente en el segundo tiempo se perdió intensidad, nos ganaron el mediocampo con comodidad y empezaron a llegar con peligro (¿nos perjudicaron tantas tarjetas amarillas inventadas en el primer tiempo?). Todos hablaban de cuidar a Vangioni y Maidana por las 4 amarillas, mi miedo eran las lesiones y justamente Balanta y Barovero nos dieron los mayores miedos.
Un buen descanso para aliviar el cansancio de estas semanas agitadas y el ánimo arriba como muestran las sonrisas

Otro punto fundamental es que el equipo logró ganar en el partido previo al superclásico (a la medianoche ya apareció gente en el Monumental para comprar las entradas para no socios a partir de las 9). Me tenía podrído esto de perder los puntos previos y de jugar pensando en el partido de la semana siguiente, al fin se ganó y ahora todos hablan del envión anímico, de haber encontrado una actitud, de seguir peleando el campeonato, los comentarios para los futbolistas son positivos...

Habrá que seguir trabajando mucho porque lo mostrado ayer es simplemente una punta interesante pero habrá que intentar no ser tan Lanzini dependientes (volvió a tener un par de jugadas exquisitas), seguir intentando de media distancia (especialmente si Ferreyra está bien calibrado, a Kranevitter le faltó dirección pero eligió bien el tiro) y esperar que los delanteros no fallen tanto (Teo tuvo un mano a mano y Mora perdió un cabezazo fácil pero Orión sabe que el uruguayo se motiva cuando lo ve).
No es fácil jugar contra los equipos de los Barros Schelotto

Ganar sobre el final de un partido complicado ante un rival difícil y en una cancha que pocos consiguen puntos es alentador, ver llorar a los mellizos Schelotto por algo que solo ellos vieron (?) da una sonrisa y nos deja en una dulce espera del lunes para sacar la entrada y con la esperanza de otro domingo de felicidad (hace mucho que no tenemos una seguidilla como merecemos). Veremos, empieza la previa y nada mejor que hacerlo con una sonrisa.

Por Charro.

domingo, 29 de septiembre de 2013

¿El último gran canje? ¿el último afano?

Hace muchos años que varias cosas huelen mal en River Plate... ¿cuándo cambiará?

Si las últimas administraciones hubieran utilizado la inteligencia para gestionar en lugar de ver la forma de conseguir plata para fines contrarios a los de River Plate, hubiéramos estado mucho mejor. El canje de mañana para el partido frente a los bosteros es una clara demostración de ello. En esta nueva situación sin visitantes, esta dirigencia se ha logrado adecuar a las circunstancias. Consiguió la forma de canjear las entradas más caras y solicitadas por los extranjeros (hace unos días me contaron que una pareja de sudamericanos estaban dispuestos a pagar $900 por las 2 entradas para enfrentar a Colón), la trampa de esta dirigencia es tan burda que siempre aparece el mensaje de canje agotado pero ambas plateas nunca se llenan (¿tanta gente que pierde tiempo frente a la compu, va al club, retira la entrada y después prefiere quedarse en casa a escuchar a Julio Ricardo?), el porcentaje con el que se quedan es tan alto que ni siquiera se preocupan por no lograr venderlo y esconder la matufia (que les importa no vender unas entradas si igual no tienen costo pero al misimo tiempo sería una lástima perder de venderse alguna entrada para ganar más de $100).

Para el partido frente a los bosteros idearon una nueva fórmula, este lunes se hará el canje en forma escalonada (?) y se hará empezando por las entradas menos deseadas hasta terminar en las más deseadas; de esta forma se aseguran que los más desesperados (o sea todos) intenten canjear las entradas menos buscadas y luego ellos podrán vender el remanente de las más caras. La maratón de canje se iniciará a las 18 hs. con la Centenario alta, media y baja; seguirá a las 19.30 hs. con las Sívori baja y media; 21 hs. las populares y finalmente a las 22.30 hs. las plateas San Martin y Belgrano altas. Durante el lunes a partir de las 9 hs. se pondran a la venta las plateas San Martin y Belgrano medias y bajas a $380 para socios y $800 para no socios y el corralito de la Centenario alta para no socios a $350). Las entradas se retirarán entre martes y viernes entre las 9 y 19 hs. (habrá que ver si también hay algún cronograma especial) en las boleterías del club o en la Rural.

Para empezar, ¿piensan que no se va a colgar el sistema que pusieron horarios preestablecidos para cada sector? ¿piensan solo algunos intentarán comprar las centenarios y esperarán a sacar las plateas laterales? ¿piensan que empezando con un horario en el que aún la mayoría trabaja conseguirán que ingrese menos gente? ¿Cómo van a justificar que tarden más de media hora en agotarse todos los sectores y las plateas laterales solo demoren 5 minutos?

Está claro que si hasta el día de hoy no se hicieron problemas por ¨ensuciarse¨ con la venta de entradas, menos lo harán en esta oportunidad en que será la última oportunidad para aprovechar la posición de poder, la posibilidad de devolver favores y la posibilidad de devolver guita en negro a gente que se le debe guita en blanco (?). La extraña relación con Mibles S.A. (organizan los recitales del Monumental, les dieron la venta/organización del paddock que tranquilamente podría haberlo hecho el club y todos piensan que recibieron porcentajes de jugadores a cambio de la plata que pusieron para traer a Teo) sumado a los tejes y manejes que tuvieron estos dirigentes en estos 4 años de gobierno, hace que muchos estemos muy preocupados por los últimos meses de saqueo (así como todos recordamos la entrega de jugadores a cambio de pintura o largos y abultadísimos contratos para amigos del poder). 

Esta semana, supuestamente, DAP iniciaría su campaña reeleccionaria a pesar de que la mayoría de los opositores descree de esto porque saben que el Kaiser esta vez no tiene posibilidades de arrimar al triunfo. Siempre existen los ¨amigos del poder¨ que obligan a quien lleva la corona a exponerse (como le pasó a Aguilaucha en 2005) porque los favores se pagan (con 4 años más de favores) y si no lo logra, podría ser el chivo expiatorio. No nos olvidemos que pronto se deberá votar el último balance de DAP y una cosa es votar a favor de un presidente/candidato y con el supuesto apoyo de la ¨maquinaria¨ y otra es votar a favor de un presidente sin poder porque se va derrotado.

Pronto sabremos si este lunes será la última acción vegonzosa de esta gestión o si simplemente será la continuidad de los manotazos de ahogado por sacar lo más posible. Mañana sabremos si simplemente estaremos esperando el superclásico con ubicaciones que no preferíamos o si estaremos calientes por un nuevo y brutal avasallamiento.

Por Charro.

sábado, 28 de septiembre de 2013

Feliz día para el país... menos/más algunos...

Su día... nuestro día...

Hoy hubiera cumplido 95 años el gran Ángel Amadeo Labruna y una de las grandes formas que se encontró de no olvidarnos de ello, es festejando todos los días 28 de septiembre, el día internacional del hincha de River Plate.

Hablar sobre Labruna es hablar sobre el amor al club, es recordar a una persona que desde niño corrió por el club, practicó deportes, hizo la vida de cualquier joven que vive en un club y luego tuvo la fortuna de tener la habilidad suficiente para ser un enorme jugador de fútbol. Labruna cumplió su sueño que casualmente es el de muchísima gente, dar todo por el club de sus amores y al hacerlo consiguió todo tipo de logros. Decir Labruna es resumir el sentimiento de los hinchas millonarios porque es imposible no identificarse con su amor y su entrega y es imposible no sentir agradecimiento y envidia por todo lo que vivió con la banda en su pecho. Labruna debió cometer muchos errores y en su tiempo fue muy discutido, tuvo sus peleas como jugador y como DT, tuvo enfrentamientos con dirigentes y con otros clubes pero siempre mantuvo el respeto y su amor incondicional. Estuvo en las malas y en las buenas, estuvo a la hora de reconstruir la historia y sufrió cuando no pudo estar.

En estos tiempos difíciles para el club, sería bueno que no nos llenáramos tanto la boca solo con su nombre sino que también recordemos sus actos, sus palabras y su amor por el club. En épocas en que el club corre tantos riesgos económicos, deportivos e institucionales, deberíamos tener mucho cuidado en manos de quien dejamos el club pero fundamentalmente debemos tener mucho cuidado en no ser sumisos a esa gente que maneja el club como si fuera propio. La fidelidad es hacia River Plate y su significado que se unifica en la pasión de millones de argentinos y extranjeros que tuvieron la buena suerte de tener contacto con este sentimiento. Como dijera Ángel Labruna, somos el país menos algunos (una frase mucho más certera y menos estúpida y marketinera que la ¨mitad más uno¨) pero ahora habría que agregarle que el mundo globalizado ha logrado que ahora seamos muchos fuera del país.

Para todos los que sentimos este sentimiento por River Plate, les deseamos desde este sitio que está hecho con puro sentimiento, que tengan un muy feliz día internacional del hincha de River Plate y que pronto podamos volver a festejar los logros deportivos que nunca debimos abandonar, que podamos modernizar y construir un River Plate aún más grande de lo que nos legaron tanta gente que amó el club y no se dedicó a saquearlo.

Feliz día!!!!

Por Charro. Los sobrios del hormigón...

jueves, 26 de septiembre de 2013

¿Terminó el último ensayo? ¿empieza la competencia?

Excelente toque de Lanzini, lejos el mejor jugador y ojalá que Teo siga tomando confianza como goleador

Que River Plate no logra jugar bien un partido entero está claro pero también es cierto que se está acercando a lograr los objetivos matématicos (?). Logramos pasar a un equipo muy limitado que debió esperar hasta el último minuto para darnos un susto y no logró que Barovero pudiera tener alguna intervención (tanto fue así que el arquero se la pasó haciendo durante todo el partido movimientos de calentamiento), así y todo, también hay que reconocer que teniendo tantos problemas para convertir, es muy fácil perder puntos o quedar eliminados, sin embargo River Plate sigue dando pelea y ahora tendrá unas semanas para preparar los complicados 180 minutos frente a Lanús.

Uno de los hechos que marcó la crisis deportiva de nuestro club fue el larguísimo tiempo que estuvimos sin jugar partidos internacionales y, la verdad, aún jugando con un equipo limitado, ir al Monumental para ver el partido frente a los ecuatorianos tuvo un gustito especial difícil de explicar, no es racional porque el nivel del equipo y de la competencia no ameritan sentirse orgullosos pero volver a estar en la competencia internacional era una necesidad, una exigencia y un placer (?) que se sentía en el aire.
 Festejo con sentimiento y desahogo. Ahora un merecido descanso aliviador y a buscar mejorar...

Al diablo con el tránsito insufrible de la hora pico para llegar al Monumental, con ir a la cancha un día de semana a la noche, con otro operativo policial (el más laxo y bien predispuesto que recuerde, un clarísimo ejemplo de como evitar los inconvenientes, sin vallados molestos porque necesitaban tener todo más o menos armado para el recital, retenes policiales haciendo el control rápido y la gente que entraba con fluidez) y con la pésima organización de nuestro club (haber perdido 2 tribunas porque habrá un recital es ilógico, más cuando se podría haber jugado un día antes como lo hizo Lanús). Todas las broncas se acabaron cuando volvimos a ver a nuestros jugadores en el Monumental.

Así como terminaron las broncas empezaron los nervios. Se vio con claridad la superioridad pero también se veía la imposibilidad de hacer los goles, como siempre faltaba profundidad y claridad en el juego. Un primer tiempo de mucha presión y mucha voluntad pero demasiado friccionado y sin tantas llegadas claras como se necesitaban. A la hora de empujar hacia adelante y contener con la presión al rival funcionaron varios jugadores que permitieron no pasar sobresaltos y tener el dominio del juego (claro está que sin tener muchas ideas). Vangioni jugó de menor a mayor y terminó siendo muy importante, Carbonero jugó su mejor partido en River Plate (todavía le falta animarse a desbordar hasta el fondo pero esta vez se animó a ser un receptor permanente, marcó y cortó muchísimo el juego rival de su sector) y Rojas además de contribuir en los relevos de Vangioni, también ayudó en el ataque. Andrada estuvo muy movedizo y también se le ven grandes avances, ahora banca físicamente al defensor rival, pivotea, se mueve y complica, arma los espacios para Teo (aún frío frente al arco pero que va tomando ritmo, estado físico y ya demostró compromiso para presionar y provocar situaciones de gol) y para la penetración de Lanzini (lejos el mejor y el único jugador que puede hacer algo diferente, sus cambios de ritmos son peligrosos pero su habilidad en velocidad es fundamental y sopresiva, un alivio y muy poco para un equipo que quiere aplastar al rival); hasta Mercado volvió a tener una actuación interesante (ya van unas 4 fechas en las cuales sobresalen más sus aciertos que sus errores). Con estos jugadores motivados, solo faltó puntería o tranquilidad para terminar las pocas jugadas claras que se dieron.
Excelente habilitación para Teo. El primer gol de River Plate.

Defensivamente Pezzella tuvo un gran trabajo (se comportó como verdadero líder de la defensa, relevó a todos sus compañeros, dio órdenes, cabeceó todo el tiempo y se anticipó siempre a los delanteros rivales), Balanta volvió a ser el baluarte justo (su rapidez y personalidad no dejan de sorprenderme y salvan cualquier desprolijidad, incluso tiene la inteligencia para pasar al ataque pocas veces pero sirve como una forma de empujar y despertar a sus compañeros) y Ledesma se las arregló bien en el medio para ser la constante salida y presionar al rival. Un partido bastante bien desde lo individual que marca lo limitados que estamos, lo mucho que hay que sacrificarse para lograr los resultados y lo mucho que falta colectivamente para pretender algún logro importante. La salida por lesión de Ledesma mostró a un Kranevitter muy interesante (mucho quite y claridad a la hora de abrir el juego) y a un Ponzio voluntarioso pero con muchos problemas con el balón. 

La gran deuda de este equipo sigue siendo conseguir un juego armonioso, estamos más cerca del equipo sacrificado que consigue cada paso con sacrificio e inteligencia que se aprovecha de los errores rivales y que esconde los errores propios, que del equipo que domina a los rivales. Es difícil conseguir lo que pretende el DT cuando su armador está en un nivel tan pobre (Fabbro entró poco tiempo pero fue suficiente para pedir que no juegue) y cuando él mismo pretende un equipo contenido que no deje demasiados espacios (algo relativamente entendible cuando hay pocas variantes y tenemos el arco rival cerrado). Falta mucho y todavía estamos muy lejos de llegar donde se quiere pero al menos se dio otro paso sin caernos.

Por Charro.

martes, 24 de septiembre de 2013

¿La política nos regalará más derrotas?

Hay que lograr un poco de grandeza y pensar en River Plate en lugar de pensar en el bolsillo y egos propios

La maldita frase de Pellegrini se refirió al fútbol pero hoy podría ser reutilizada para la dirigencia del club. Esta semana hubo otra gran movida del avispero político con la frase de Ramón (¨hay uno que no me quiere¨) y salió lo peor de la política de nuestro club. No terminó de asentarse la frase que salieron todas las hienas a buscar su trozo de carne y todos intentaron morder primero antes de ser mordidos. D´onofrio aclaró que quería a Ramón y desde las filas de Caselli también aclararon que siempre quisieron a Ramón. No hizo falta que tomaran conocimiento masivo estas aclaraciones para que aparecieran los mails atacando al candidato ¨rival¨. La simple palabra de Ramón sirvió para que se diera inicio a lo más álgido de la campaña sucia.

La campaña sucia tiene como única finalidad destruir la credibilidad del contrincante, no importa como y mucho menos si es verdad, solo importa hacer que la gente dude sobre las virtudes del otro o que empiece a creer que todo es falso en él. Básicamente el secreto está en apuntar todos los cañones al rival y sacar las luces de nuestro candidato. Otro mecanismo ¨útil¨ es el ninguneo, hacer como si no existiera rival o no tuviera forma de alcanzarnos. ¿Para qué discutir ideas? ¿para qué ponernos a la misma altura que el ¨otro¨ si podemos sacarlo de competencia a través de encuestas y sacándolo de los medios? Es más fácil, cuando existen los medios, hacer que ¨desaparezca¨ el rival en lugar de plantear un debate.

Claro está que en el ninguneo o desprecio por el rival apenas se logra tener alguna propuesta. En estas elecciones hemos visto como han prevalecido la falta de ideas y toda la campaña se ha basado en lo peor de la política. Faltan menos de 11 semanas y ningún candidato ha mostrado la forma en que piensa llegar a que River Plate vuelva a tener lo suyo. Faltan poco más de 2 meses para que el socio millonario elija su candidato, sin embargo, los candidatos no necesitaron mostrar sus ideas, alcanza con denigrar al rival.

En este contexto, pareciera ser un sueño conseguir un debate entre los rivales. el cruce de ideas y metodologías pareciera ser de otro mundo. Hoy es mucho más fácil pelear en medio del ataque a la integridad rival que hacerlo cambiando ideas. 

Así estamos, difícil quejarse cuando nos sorprende un nuevo presidente sin plan de gobierno...

Por Charro.

lunes, 23 de septiembre de 2013

Ausencia prolongada

Que Carbonero haya hecho un gol fue sorpresivo... el festejo de Bottinelli gana todos los premios...

Hay ciertas cosas que cuando se suceden con demasiada continuidad dejan de sorprender. Que este River Plate no juegue bien al fútbol ya no sorprende y debería replantearse porqué estamos en esta situación. Ramón se equivocó al desarmar lo poco que había trayendo jugadores que no significaron un refuerzo sino meros cambios de nombres que debilitaron al grupo y el conocimiento que ya se había conseguido. El banco hoy tiene menos respuestas que antes y lo que es peor, hoy no tenemos variantes a lo que se ve en la cancha, apenas un cambio de nombre o colocar a un jugador fuera de su puesto para intentar que alguna virtud de un jugador sea productiva en un sector débil. La realidad de este River Plate es que es tiene muy poco plantel, sabíamos que iba a ser un semestre complicado jugando 2 torneos y los pronósticos se van cumpliendo. 

Volvamos al principio, otra vez fuimos a la cancha terminando un domingo (otro domingo completo para disfrutar) y se volvió a convertir en una experiencia casi religiosa, chupamos frío en la previa, durante y al terminar el partido (el río de la Plata trae una brisa especial en invierno/primavera), soportamos otro inexplicable y lento control policial (algo más laxo) y nuevamente nos encontramos con la San Martin y Belgrano altas cubiertas en menos del 80 % a pesar de que a los 15 minutos de iniciado el canje apareció el mensaje de ¨agotado¨ (el famoso vale todo a la hora de los negociados). Cuanta gente tonta que se toma el trabajo de ponerse frente a la compu, retirar una entrada y luego no va a la cancha. ¿Alguno podrá explicarme por qué la seguridad desde Libertador hacia Cabildo estuvo a cargo, por primera vez, de la prefectura (la policía federal solo custodió en el barrio River) y alguno podrá confirmarnos si no hubo trapitos en los alrededores (extrañamente no vi ninguno entre Barrancas de Belgrano y Congreso)? La última rareza de la noche (fuera de lo futbolístico) la tuvimos con la pantalla del estadio. Sigue siendo una vergüenza tener esa porquería (¿la promesa de cambio esperará a tiempos más oportunos de campaña electoral o simplemente quedará para otra gestión?) así como fue una vergüenza el negociado que hubo alrededor de esa pantalla indigna del Monumental. Claro que si la calidad y tamaño merecen una queja, el contenido de ayer superó todo lo esperado. Durante largos minutos aparecían mensajes de twitter y dejaron de cumplir cualquier función útil. No pasan la repetición de jugadas, no pasan publicidad, no pasan información del club, no informan de cambios y ahora ni siquiera muestran el tiempo de juego (algo fundamental cuando el equipo juega mal y los nervios nos comen las uñas). El operador de la pantalla jamás fue a ver un partido de fútbol porque es imperdonable que saque el reloj o cronómetro de juego... en fin, nada diferente a lo que nos muestra esta gestión.
Costó hacer el gol... siempre cuesta

¿Qué se puede decir de nuevo sobre nuestro equipo? Se enfrentó a un equipo de Falcioni que hizo lo que sabe hacer, defenderse y esperar el error rival. Mordió mucho intentando provocar el error y lo consiguió varias veces pero nunca llegó al arco de Barovero, la actuación del arquero se limitó a cortar centros en distintas pelotas paradas y los de Floresta solo tuvieron una oportunidad muy clara al inicio del segundo tiempo (otra costumbre, la de salir dormidos). La defensa respondió bastante bien (salvo por los largos pelotazos que eran peinados por un delatero para el ingreso del otro delantero, con eso solo nos molestaron durante los primeros 45 minutos) y en ese tiempo lograron sumarse al ataque Mercado (de aceptable partido y nuevamente tuvo una oportunidad dentro del área, lo cual es muy extraño y se ha repetido en los últimos 3 partidos) y Vangioni (sigue siendo mucho mejor su labor en el primer tiempo que en el segundo). En ese contexto, Bottinelli hizo un muy buen partido (seguro y compenetrado con el partido) aunque la gente sigue pretendiendo que sea otro jugador. Acá es donde entiendo que hay 2 quejas diferentes y que deberían ir por carriles diferentes. Por un lado debería estar la queja hacia la dirigencia para que traigan jugadores de categoría y por otro lado la crítica sobre el jugador. Bottinelli dio todo lo que tiene, es el jugador que puede contener a un delantero por experiencia, que puede jugársela a todo o nada (como una de las últimas jugadas del partido que salvó una pelota peligrosísima) pero que cuando debe correrlo es una carreta (hubo una jugada promediando el segundo tiempo que lo dejó muy claro). Lo mismo se puede decir de Rojas, es un jugador que hace los relevos de Ledesma y Vangioni (una de las razones para que ellos jueguen más tranquilos y mejor) y que no se esconde detrás de otros jugadores pero tampoco tiene la capacidad de romper las defensas rivales, apenas logra asociarse para devolver el balón. Otro tanto pasa con Carbonero (jugador habilidoso pero que se esconde y no desborda por miedo al abucheo y a perder el balón) o Mercado (que pone voluntad pero le cuesta jugar regularmente).

En este panorama de falta de categoría, todas las pelotas deben pasar por Ledesma y todos los ataques dependen de Lanzini (único jugador capaz de romper la primera línea defensiva rival, el único que puede hacer un cambio de ritmo sorpresivo en medio de la abulia general o que puede juntar defensores para dejar a algún compañero solo). En ataque, Andrada intenta pivotear, buscar la pelota en media cancha o estar de espaldas al arco, demasiado para el pibe y Teo busca la mejor fórmula (en un amplio repertorio) para poder enfrentar al arquero rival (algo muy difícil de lograr cuando no le llega el balón). Ramón intentó presionar más (?) poniendo a Ferreyra y luego se jugó por Gio en lugar de Andrada (está jugando y peleando demasiado con los defensores rivales), además de haber tenido que reemplazar a Mercado con Ponzio.
sigue sin claridad pero ya muestra que tiene otra calidad, de a poco entra en ritmo

Los últimos minutos fueron una muestra de lo que le pasa al equipo, se empujó y finalmente Carbonero logró hacer el gol pero a partir de ahí se sufrió en defensa (Vangioni no tenía relevo y Ponzio no sabe marcar en el lateral, pierde por velocidad y por desconocimiento del puesto) y se perdieron varios contraataques que debieron terminar en gol. Cuesta demasiado lograr hacer un gol.

Sin dudas se festejan los 3 puntos que nos mantienen expectantes pero debería haber un lavado de cabeza para los delanteros que no supieron definir el partido en los 15 minutos finales, a los defensores que no supieron contener al rival (en una jugada nos atacaron 4 contra 3). Mucho por corregir, mucho por cambiar en el próximo semestre (empezando por refuerzos reales).

Por Charro.

domingo, 22 de septiembre de 2013

La venta de humo y el manto de piedad (?)

La década infame tuvo dirigentes, jugadores y dt a la altura de la década que nos tocó vivir

10 días atrás, ¨nuestro¨ ex DT Ángel Cappa hizo declaraciones sobre River Plate en España con otro sorbo de venta de humo. Como siempre, utiliza una parte de verdad y omite otras partes para intentar despertar algún interes (?) donde ya no consigue nada. Sus buenas palabras e ideas mueren en la realidad, al igual que sus conocimientos mueren en los resultados de la cancha.

El ataque que terminó haciendo sobre el fútbol millonario (en algunos casos muy certeros y correctos) solo tuvieron la respuesta del más afectado (?). Como es habitual en los protagonistas mediáticos, atacan un objetivo para obtener prensa sin pensar en los demás damnificados. Cuando Cappa atacó al ¨fútbol¨ que juega el equipo de Ramón, también atacó a River Plate y el dolor del hincha de River Plate que debe soportar que uno de los DT ¨culpables¨ del deshoroso descenso de un gigante, meta el dedo en la llaga.

 Cappa se defiende de su actuación en el banco millonario diciendo que fue quien mejor porcentaje de puntos sacó de las 3 temporadas que nos llevaron al descenso pero olvida decir que nos regaló jugadores de la categoría de Ballón o Arano (pedidos por él y mantenidos en el equipo), dice que actualmente cualquiera juega en River Plate obviando los jugadores que trajo (y ni hablar que él mismo no era el indicado para ese momento). Habla de un fútbol complicado por los entrenadores que solo piensan en los resultados obviando que se privó de jugar con Lamela de armador y lo hizo jugar por izquierda. Ni hablar cuando comenta sobre el fútbol horrible de la Argentina y que River Plate jugó agarrado del travesaño ante CASLA por la Copa (algo impensado hace 30 años) pero él nos regaló su último partido como DT con un mediocampo para la historia (3 números 5) ante el ascendido All Boys. Él mismo comenta que no todos los partidos se pueden jugar bien (clara demostración hizo en su paso por nuestro club) pero que lo importante es no traicionar la forma de jugar (ese partido contra All Boys fue pura traición, el punto cúlmine de su desorientación y la demostración que le había quedado muy grande River Plate).

No cabe duda que River Plate no está jugando bien, que en el fútbol argentino se juega desastrosamente y que todo lo estructural y organizativo de nuestro fútbol da como consecuencia lógica jugar como se está jugando. Rearmar equipos cada 6 meses o 1 año porque se vende a los jugadores más importantes, jugar con varios pibes debutantes, no poder perder partidos porque si no te echan hace que sea muy difícil tener equipos que jueguen bien o que planteen jugar de forma agradable pero eso no implica caer en la filosofía ingenua y facilista que plantea Cappa. Coincido con su visión de que los menos culpables fueron los DT y jugadores (al fin y al cabo fueron elegidos por la dirigencia y los jugadores y entrenadores dieron lo que tenían) que les tocó dar la cara.

Entre el planteo de Cappa de tocar lindo y el de Niembro de todo me importa un carajo si gano, hay un mundo de distancia. La próxima dirigencia de River Plate se tendrá que plantear que se quiere en lo futbolístico, no alcanza con la promesa de comprar 2 figuras por año y aguantar a los pibes (promesa vacía que nos vienen haciendo hace décadas), también habrá que aggiornar el fútbol que se juega y armar una estructura para conseguir el objetivo de no perder el legado del buen fútbol y los resultados. La historia le exige a River Plate no perder torneos internacionales por jugar ¨lindo¨ pero también le exige ganar demostrando ser el mejor. Ramón tiene mucha razón cuando dice que hay que programarse para jugar distinto un torneo de 19 fechas y otro con 4 o 5 partidos de 180 minutos en que se puede perder de visitante y se debe hacer fuerte de local, tan cierto como que no se puede ir a jugar con un equipo de cuarta división a perder de la forma más decorosa o que no se puede apañar a una dirigencia que te obliga a jugar los últimos 90 minutos sin tu delantero más importante y por eso decidis colgarte de un travesaño. Esta discusión o toma de decisión es fundamental cuando hablamos de la bosterización cultural y de lirismo antiguo (?). Ambas posturas se acercan más a las chicanas políticas que vimos últimamente que a los argumentos fundamentales para el cambio.

Como siempre, leer las notas de Cappa nos dejará el gustito amargo de haberlo tenido como DT (?) pero eso no quita que tenga varios temas de discusión.

Por Charro.

viernes, 20 de septiembre de 2013

Innecesario...

Un grito que podría ser muy importante

River Plate volvió a competir en el exterior por una copa internacional y la verdad que no quedamos muy bien parados. Ramón podrá decirnos que estemos tranquilos (demasiado cercano a las palabras de DAP antes del descenso), que estos fueron los primeros 90 minutos, que el gol de visitante, que en el Monumental será diferente porque somos muy superiores pero los hechos me marca que en la última década nos cansamos de enfrentar a equipos inferiores, mediocres y paupérrimos que nos dejaron afuera de una forma que nos daba vergüenza.

Entiendo que Ramón tiene un librito con el cual ganó una copa Libertadores y que seguimos adentro con ese librito pero también debería reconocer que no se puede apegar ciegamente a ese librito de defenderse siempre de visitante para sufrir una derrota digna (?) o hacer algún gol casual para definir de local. Al rival de ayer se le regaló un tiempo (como viene siendo costrumbre desde hace varios años y técnicos), se le regaló la pelota, se le regaló la comodidad de no ser atacados, se le regaló la posibilidad de jugar cómodos y de no pagar caro cualquier error porque no se les provocaba para cometer ese error. Es frustrante ver a un equipo que está jugando algo tan importante para el hincha y ver que no muestran rebeldía ni interés. La pasividad del primer tiempo fue patética, la falta de ambición da asco y regalar un tiempo pasa a ser grosero e imperdonable, roza con lo autodestructivo.
Maidana intentó pelear pero siempre llegó tarde e hizo muchas faltas

Entiendo que nos defendamos de visitante pero Loja no tiene el poderío para soportar que un equipo los ataque, en el golpe por golpe se le hubiera ganado con facilidad, la muestra fue el segundo tiempo de ayer. Entiendo que si jugáramos bien todos los partidos seríamos un equipo trabajado con una estructura que lleva tiempo pero tampoco puede ser que nunca juguemos 90 minutos bien; regalamos un tiempo por partido y el tiempo que regalamos lo hacemos dano pena. Entiendo que es bueno cambiar para que le rival no te tome la mano, de ahí a presentarse con una defensa de 3 y no trabajado es dar mucha ventaja; es patético jugar con línea de 3 y que en ella juegue Bottinelli porque es uno de los defensores más lentos que existen (siempre le ganan las espaldas cuando hay un pase largo a sus espaldas). Entiendo que jugar 2 torneos no es fácil pero tampoco podemos jugar dando la ventaja de poner al mismo tiempo a este Fabbro (tan lento que pierde cada pelota) y a Osmar Ferreyra. No podemos tener como jugadores fundamentales (cerraban los laterales, iniciaban el ataque) a Mercado y Ferreyra (aunque hay que reconocer que en el segundo tiempo supo llevar peligro al arco rival... pero de defender...).
Una postal acostumbrada, cabezas bajas al terminar un tiempo

Este fue un partido en que todo lo anterior fue innecesario, tan innecesario como sufrir para clasificar. Todos dirán que de local cambian las cosas y que clasificará con facilidad pero la realidad demuestra que cuando el equipo no es bueno (nuestro caso), somos suceptibles a los imponderables. Tan cierto como que dimos mucha ventaja jugando solo 45 minutos, es que nuevamente fuimos perjudicados por el arbitraje. Pusieron amarillas y condicionaron exageradamente pero el gol que anulan al final es insólito, tan insólito como que no haya habido ningún dirigente de peso en la delegación. La ausencia de un presidente o vice en la delegación (aunque sea por el gusto de ver a River Plate en un partido internacional después de tanto tiempo) es inexplicable, no tener un dirigente para que hable en la previa con los árbitros, que ayude a los hinchas, que no se deje llevar por delante... somos tan verdes!!! nos llevan tanta ventaja otros clubes a la hora jugar una copa... (Ramón se jacta saber como jugar una copa, sería bueno que exigiera la presencia de dirigentes de peso que hagan su trabajo).
 Teo cada vez más solo en el ataque

Ayer jugaron casi todos muy mal (incluido Pezzella que regaló un penal absurdo e innecesario) y algunos apenas se salvaron del desastre por lo hecho en el segundo tiempo. Entre tanta mediocridad, solo la solvencia de Barovero (no tuvo nada que hacer en el penal y el otro gol) y la rebeldía de Lanzini (el único que mostró algo diferente, cada vez está mejor y cuando entra en confianza es fundamental. Es el único que cambia de ritmo y que junta defensores para abrir el juego) fueron suficientes para aprobar a un jugador. Ponzio preocupa, Maidana estaba perdido en esa defensa, Pezzella fuera de tiempo, Mercado de volante no tiene razón de plantear que juegue mal (aunque tuvo la posibilidad de gol más importante y un gol anulado), Teo está abandonado en el ataque (y cada vez le cuesta más hacer un gol), Kranevitter y Pezzella pagaron caro su inexperiencia internacional y discontinuidad de juego (aunque el mediocampista no tuvo errores groseros y empujó bien en el segundo tiempo) y ya mencionamos el desastre de Fabbro y Ferreyra. Así será difícil pasar en esta copa (especialmente pasar a un equipo serio como el de Lanús). Podemos tener la suerte de jugar con un equipo flojo como Loja pero en algún momento esto se termina.

Esperemos que la revancha sea como la lógica indica (un partido fácil y tranquilo) pero fue absolutamente innecesario padecer todo lo anterior. Parece que nacimos para sufrir en las copas... con este equipo no hacerlo es pedir demasiado.

Por Charro.

jueves, 19 de septiembre de 2013

La altura, el viaje... la verborragia y la política


Desde Ecuador levantó la temperatura de Buenos Aires...

Ayer Ramón estuvo picante como pocas veces, pareciera que la altura o el largo viaje le alimentaron las ganas de expresarse, y, como suele ser su costumbre, tiró dardos peligrosos. Así como en el posteo anterior agradecí su participación y defensa del club, en este posteo voy a decir que, a mi entender, se equivocó feo. En el posteo anterior escribí que es muy visceral y se equivoca muchas veces (esta sería una de ellas), pareciera que enseguida quiso dar muestras de ello.

A 30 años del día que nos dejó el gran Ángel Labruna, uno de sus discípulos nos dejó un nuevo show de declaraciones. Ramón se dedicó a defender nuevamente al club atacando las expresiones de Cappa, chicaneando las pintadas bosteras para que puedan entrar visitantes al superclásico... pero así como tuvo buenas intervenciones, metió la pata feo cuando se metió nuevamente en la política del club.

No está mal que Ramón defienda su puesto de trabajo y cuente la intimidad de su relación con los candidatos a presidente. No me parece mal que ponga sobre aviso al electorado sobre su futuro a partir de las próximas elecciones (el elector tiene derecho a saber). Lo que no corresponde es empezar a jugar a los ¨enigmáticos¨ y desviar la atención de lo fundamental para su trabajo, el fútbol (algo de lo que se estaba quejando Ramón que hacían algunos dirigentes).

Ramón maneja perfectamente los tiempos y conoce la repercusión de cada una de sus palabras. Es más, Ramón suele manipular a la prensa como pocos, en lugar de ser utilizado por la prensa, suele ser él quien maneja a la prensa (una habilidad de pocos protagonistas). Ayer, además de contar una ¨intimidad¨ se metió en la política (lo cual no suele ser recomendable porque termina dañando a los protagonistas y por ende, al club). Cuando dijo "Con Daniel hablamos exclusivamente de fútbol. Seguramente la decisión de presentarse o no la tomará más adelante¨, se está convirtiendo en vocero del presidente y le está haciendo campaña a un presidente que se está escondiendo por indecisión o porque no encuentra el escenario para candidatearse. El problema mayor surge cuando hace un ¨enigmático¨ y deja una información a medias para completarla cuando le convenga a él o a sus intereses (que esta vez no son los del club). La frase: ¨yo sé que hay uno que no me quiere. En su momento lo voy a decir, ahora no es el momento. Pero averigüen" convulcionó la política del club, como era de esperarse, comenzaron las especulaciones y todo el mundo quiso tirar agua para su molino. Las chicanas están a la orden del día y las agresiones son las únicas monedas del día. Si hasta ahora se leyeron y escucharon muy pocas ideas y proyectos, a partir de la tarde de ayer, desaparecieron para dejarle lugar a las ¨acusaciones¨ de quien era el mencionado por Ramón.

Por último Ramón aclaró que firmará un contrato al volver a Buenos Aires, probablemente estos dichos reforzarán la firma como un acto político pero al mismo tiempo redobla mi idea de que es una irrresponsabilidad firmar un contrato por 2 años cuando sabe que en 3 meses se termina el mandato y ata de manos al próximo presidente (o peor aún, obligará al club a pagar 20 meses de un alto contrato en caso de irse por no estar de acuerdo con el presidente). Hoy la gran mayoría piensa que Ramón debería seguir como DT después de las elecciones y hubiera sido mucho más sencillo que hablara con los candidatos para ponerse de acuerdo en la continuidad del proyecto, incluso podría contar si algún candidato no estuviera de acuerdo con el proyecto futbolístico.

Es una pena que sus palabras hayan desembocado en los lugares más oscuros y hayan abierto la demostración de las prácticas más lamentables de nuestra política. El descenso a los infiernos de la política de nuestro club se dieron a partir de vergonzosas políticas llevadas a cabo por la dirigencia de Aguilaucha pero desembocaron en lo más bajo cuando en las últimas elecciones se dedicaron a agredirse y dejaron de lado los proyectos, de esa forma llegó a la presidencia una persona que no tenía la menor idea de como gobernar un club, de como enfrentar un crisis y de como armar un grupo capaz de solucionar los gravísimos problemas que le tocaba enfrentar al club. La llegada al poder máximo de la institución de una persona incapaz no es culpa del electorado (como se suele acusar) sino de la incapacidad dirigencial para enfrentarse a algo tan pobre. Lamentablemente estas elecciones se están encaminando a ser tan patéticas como las anteriores y eso llevará a más chicanas, agresiones, promesas llenas de humo y sin fundamento. Lo cierto es que cada vez tenemos menos margen de error para manejar la crisis que cada vez es más seria y profunda.

Por Charro.

martes, 17 de septiembre de 2013

Defendiendo los colores



Nadie duda que Ramón Díaz es un personaje especial y personalmente creo que muchas veces el personaje tapa al DT, sin embargo, esta vez festejo que haya preferido no hablar en caliente y que al día siguiente haya salido a defender la situación del club. Puede equivocarse al hacerlo, puede no ser el más indicado para hacerlo, puede hacerlo exageradamente y hasta puede servirle para tapar sus errores, todo puede ser pero hay un punto que para mi sobresale sobre todo lo anterior, por fin hay alguien que da la cara por River Plate.

La tarea de defender los intereses del club y no permitir que ofendan o se lleven por delante a River Plate es de la dirigencia pero como está comprometida por los favores y las deudas, prefiere callar, hacer oídos sordos y taparse los ojos. La oposición podría hablar del tema pero prefiere apuntar a diciembre en lugar de hacerse oír. Ante este panorama desolador (que ya lleva casi 10 años), suena aliviador que una persona haga frente a la situación. Tan indefenso está el club, tanto nos han humillado que ya no me preocupo en pensar si Ramón lo hace bien, si lo hace en el momento oportuno o si debería dejarle el lugar de discusión a otro.

Ayer Ramón salió a poner los puntos sobre las íes respecto a los fallos arbitrales y me pareció que lo hizo bien, no exageró el punto pero que quede claro. No puede pasarnos como en los torneos del descenso cuando nos pusieron la mano en el trasero a cada rato mientras nadie alzaba la voz hasta llegar al fatídico partido con los bosteros en que nos encajaron el árbitro más sumiso a Grondona y nos hicieron penales alevosos porque sabían que lo tenían permitido. No se cuan útil será el discurso de Ramón pero seguro que les será más difícil meternos la mano. Está claro que la TV intenta ocultar los hechos (en este partido no hablaron del penal clarísimo a Andrada pero se detuvieron en un leve agarrón en el área de River Plate, de la misma forma que contra Colón discutieron sobre la intención o no de la mano del último minuto pero nada dijeron de 1 agarrón/abrazo interminable en cada tiempo a Balanta).

Es cierto que los tiempos cambiaron, este equipo puede ser decepcionante pero tiene un nivel absolutamente diferente al del 2009, robarle a aquel equipo 12 puntos equivalía a dejarlo último o cerca, en cambio a este equipo se lo deja en una decepcionante mitad de tabla. Las palabras de Ramón sirven para poner sobre la mesa las situaciones y hacer que sean más difíciles los robos posteriores (imaginó lo que pasará frente a los bosteros si estos llegan a pelear la punta en 2 fechas). Sería mejor que el DT se ocupara de mejorar el nivel futbolístico, sería mejor que se jugara bien al fútbol, sería mejor... pero alguien debe poner la cara cuando la dirigencia es sumisa (de hecho logró que el árbitro reconociera el error y se siguen sumando los árbitros parados a causa de los malos arbitrajes). Es preferible que no cometan los errores y no sean parados pero al menos que sepan que no se van a llevar gratuitamente los errores (juez de línea que casualmente también actuó el día del descenso) o que van a tener que cometer errores menos alevosos para jodernos.

El punto de los árbitros es importante pero más me alegró la defensa que hizo respecto a las declaraciones de Campestrini. Muchos jugadores rivales nos faltaron el respeto en los malos momentos aprovechándose del silencio dirigencial y de la tocada de culo que nos hacían los árbitros y la AFA, ya era hora que alguien detuviera a estos jugadores mediocres que aprovechan su minuto de fama (amparados en vivir en clubes que manejan la AFA) menospreciando o intentando ningunear a un club como River Plate.

Así como le reconozco a Almeyda que logró armar un grupo que sintiera la camiseta (apoyado por la experiencia propia de los meses previos sumada a las de Cavenaghi, el Chori y Ponzio más la experiencia de Trezeguet), Ramón le sumó al plantel el respeto y la voz/sentimiento del hincha (con declaraciones oportunas en los medios y charlas en el vestuario). Muchos de estos jugadores podrán no tener el nivel ni la personalidad para vestir el manto sagrado pero tienen claro que deben esforzarse por dejar al club lo más arriba posible. Ahora falta el punto más difícil de esta reconstrucción, la de conseguir un plantel con la calidad que exige nuestra historia y la nueva/vieja exigencia del hincha.

Por Charro.

lunes, 16 de septiembre de 2013

Otra vez un tiempo para creer y otro para preocupar

Desborde de Carbonero, pase atrás al punto penal y gol de Mercado... no fue un sueño.

¿Hace cuantos años no vemos 90 minutos de buen juego por parte de River Plate? A veces se juega bien un ratito, muchas veces no logramos jugar nunca bien y algunas veces también logramos jugar bien un tiempo; ¿el partido completo? No recuerdo...

Partido en Arsenal, cancha chica, equipo complicado, cancha muy mojada por la lluvia, rival que jugó mal y regaló muchas pelotas, cancha sin público, buena presión a la salida del rival... así fue el primer tiempo, River Plate dominó el trámite del partido porque dominó el mediocampo con la inteligencia en el juego de Ledesma, el acompañamiento de Rojas (sin la pelota se mueve bien), la explosión de Carbonero (los mejores minutos en River Plate, se notó que conocía la cancha y se sentía cómodo) y la habilidad en velociodad para salir de Lanzini (es el cambio de ritmo que el equipo necesitaba, no es un armador clásico que cambia el ritmo a través de un pase  quirúrgico o cambiando de frente; él lo hace con un quiebre de cintura o pasando la compleja línea defensiva rival); en ese tiempo, River Plate aprovechó para salir rápido en velocidad cada vez que se equivocaba Arsenal y le perdonó la vida haciendo solo un gol. Cada vez que Arsenal quedó a contra pierna, River Plate tenía a Andrada (el pibe se mueve muy bien arriba y complica mucho pero le cuesta jugar ante defensores de físico duro), Teo (se le nota el talento pero aún está muy fuera de ritmo y lento físicamente) y Lanzini (cometió varios errores pero es el jugador distinto) listos para complicar al rival. Hasta Carbonero (que se dio el lujo de desbordar por primera vez y dar un pase/centro atrás para el ingreso del ¨centrodelantero¨ que en el caso del gol fue Mercado (?)) logró ser peligroso y acompañar en varias contras.
 Voluntad y participación pero aún poca resolución individual

El único gran problema de ese primer tiempo (además de perder goles para liquidar el partido) fueron las faltas fuertes que nos dejaron al borde de alguna expulsión. La espectacularidad por la cancha mojada y la vehemencia con que iban nuestros defensores, dejaron al equipo diezmado y atentos al ¨error¨ arbitral (Ledesma, Maidana, Vangioni y Rojas fueron amonestados en pocos minutos). Ante tanta jugada de contraataque desperdiciada, preocupaba el estado físico de los jugadores (un viaje larguísimo a Ecuador en pocas horas y un campo de juego muy pesado que les estaba comiendo las piernas) y ver como harían para mantener el ritmo de presión en el segundo tiempo. Más allá de la rudeza, la defensa respondió bien (Mercado hasta se dio el lujo de hacer un gol de centrodelantero y Bottinelli no cometió ningún error a pesar que la cancha lo justificaba).

Así como el primer tiempo dejó varias cosas interesantes y prometedoras, el segundo tiempo dejó muchas preocupantes. La respuesta física no alcanzó el nivel necesario, la respuesta futbolística decayó y la rebeldía de los jugadores ante el decaímiento fue nula. El equipo se retrasó y permitió que el rival se agrandará, no tuvo respuestas de ningún tipo y esperó al rival que no pudo inquietar demasiado pero sigue siendo Arsenal (con lo que esto implica; peligro en cada centro, ayuda arbitral como en el gol...) y siempre puede lastimar. Como ya es habitual en este torneo, Ramón no encontró respuestas en el banco ni tampoco el momento para cambiar el trámite, la pobreza del banco (Mora se resfrió y tampoco estuvo en Sarandí) es alarmante (ante tan pocas variantes ya debería empezar a intentar con Aguirre). Que la alternativa sea Ferreyra (su capacidad solo la ve Ramón) o Fabbro (su estado actual lo llevó a contratar un preparador personal, algo muy loable pero que en el mejor de los casos veremos sus frutos en algunas fechas) no es alentador, ni tampoco lo es que la solución para abrir el arco rival sea poner a otro pibe (que siguen teniendo mucho futuro y voluntad pero aún les cuesta en partidos donde el físico y la presión son fundamentales).
Capacidad, voluntad y rebeldía pero falta de respuestas físicas

Las faltas de respuestas en el banco son tan preocupantes como la falta de gol (que haga Mercado un gol es milagroso pero que fallen tanto los delanteros no es buen augurio), la imposibilidad de ganar de visitante o los constantes errores arbitrales (que nos vuelven a costar muy caro porque en este campeonato ya se perdieron demasiados puntos importantes que nos alejan de la lucha por el título). Es cierto que River Plate no encontró aún el juego (aunque en las últimas fechas encontró el camino) y que las fallas arbitrales serían menos determinantes si River Plate jugara como debe, así y todo, molesta mucho tanto ¨error¨ y tan poco peso en AFA, queda claro que cada ¨ayuda¨ económica (adelantos para pagar sueldos) o para corregir alguna desprolijidad (caso Fabbro y Teo) tiene un costo muy alto (diría que son intereses usurarios).

Este es el presente de River Plate, un fútbol en construcción, un plantel pobre y con varios rendimientos bajos, refuerzos que no logran serlo porque no estan en el nivel físico mínimo indispensable, jugadores que se fueron pero que eran más de lo que vinieron y encima quedamos alejados de la punta del torneo, con un plantel muy corto para hacer viajes largos en un torneo internacional en el que aún queda mucho camino por delante. Veremos que nos depara el semestre (?) porque el camino elegido no es bueno y ahora dependemos de la buena fortuna...

Por Charro.

viernes, 13 de septiembre de 2013

La más linda... y sagrada

La escencia del manto sagrado la hace incomparable

En el mundo hay miles de camisetas de fútbol pero solo una es un manto sagrado. Decenas de diseños van pasando por el mundo modificándose pero solo una tiene la sencillez de mantenerse siempre hermosa. River Plate estrenó hace unos días la nueva camiseta y ya fue elegida como la más hermosa del mundo.

Los dos clubes con los que la empresa Adidas ha logrado mantener su unión comercial durante más tiempo son River Plate y Bayern Munich. Estoy seguro que durante este tiempo, la empresa ha intentado cambiar y sorprender a los hinchas con nuevos modelos (para eso existen 3 modelos en todos los clubes). El ¨gasto¨ en marketing de estas mega empresas es altísimo e imagino la cantidad de estudios que harán en busca de modelos que les reditúen mayores ganancias, imagino que intentarán cambiar colores (un claro ejemplo es lo que hace Nike con los bosteros, el último intento fue llevarlos al color rosa), le buscaran diseños ¨innovadores¨ (a los bosteros le metieron una cruz, una V, bastones blancos y negros, líneas blancas para separar los colores horrendos...), modificar medidas (franjas más anchas) o tonalidades de colores. Imagino que en Adidas habrán peleado pensando en todas las modificaciones posibles y se han encontrado con el desafío más ¨sencillo¨, ¿cómo hacer para no cambiar lo que ya es bellísimo? Cada dos años intentaban hacer retoques que hagan ver diferente a la camiseta pero sin modificarla. Las líneas generales son inmodificables, un manto blanco puro, una banda roja que cruza el alma desde el hombro izquierdo hacia el sector derecho y solo se puede agregar el negro para algún borde o apenas trabajar con el cuello del manto sagrado. Como diría el Bambino, ¨la base está¨, embellecerla no pareciera ser tarea fácil, sin embargo, cada tanto nos sorprenden con algún retoque.


Por fortuna, Adidas entendió que la base de nuestra camiseta es mantener la tradición que nos hizo gigantes y con ello se transmite el amor con que generación tras generación ha llevado este manto sagrado. Una de las razones para mantener esta larga unión comercial es que han entendido que el blanco, el rojo y la franja cruzada son parte de la identidad y la transmisión de valores que tiene cada hincha. Es tan grande este amor (intensificado en los malos momentos) que llevó a la empresa Adidas a modificar su idea de trabajo (la plata mueve al mundo) y por ello ya están pensando en modificar el modelo todos los años y no hacerlo cada dos. Considerando que las camisetas alternativas (sobre las que tienen un poco más de libertad de trabajo creativo) fueron las más vendidas en el mundo, decidieron dedicarle más tiempo a nuestras camisetas y hacer más seguido nuevos modelos para la camiseta original y las alternativas. El hincha ha luchado ferozmente para lograr que mantengan la escencia del manto sagrado (algún modelo tuvo apenas media banda roja) y todavía se sigue peleando para que una camiseta alternativa siga siendo a bastones verticales rojos y blancos separados por angostos bastones negros, sin embargo, esta exigencia del hincha también ha permitido que busquen los detalles mínimos para embellecer a la camiseta y en esta edición conmemorativa de los 75 años del Monumental, han conseguido unir en la camiseta a otro símbolo del orgullo de nuestro club. Hay que felicitar a Adidas por permitir que nuestra casa, el Monumental, también este en nuestro manto sagrado.

Es muy bueno que el mundo pueda reconocer la belleza de nuestra camiseta, ahora sería muy bueno que pudieran reconocer las razones por las cuales esta camiseta no solo es una elegante tela que viste a los jugadores y sus hinchas sino que es un manto sagrado que se lleva con amor y orgullo. Ojalá falte poco para que volvamos a tener un plantel digno de nuestra historia y un equipo que le muestre al mundo que la belleza de River Plate no solo es exterior... D´s quiera que no falte mucho para que todo vuelva a ser como nunca debió dejar de ser.

Por Charro.

jueves, 12 de septiembre de 2013

Otro golpe de realidad mientras todo sigue igual

¿una caída al vacío o simplemente la imagen del vacío?

Escuchar que los empleados del club están pensando y a punto de realizar un paro de actividades (y cierre del club) es muy fuerte, muchos conocemos a empleados que vemos cotidianamente y es muy doloroso saber que el club les está fallando. Hay ciertos hechos que marcan la vida de una persona, la gente que vivió la vida del club desde el año 1985 aproximadamente recuerda perfectamente la época de los barras haciendo lo que querían en el club, tirando latas en la pileta tanto como la olla popular hecha por los empleados en la puerta del club a fines de 1989, recordamos los brutales enfrentamientos en el playón y en los quinchos como las veces que las ventas/regalos del patrimonio del club (el paquete con Locarno, latas de pintura, Unión San Felipe...).

Hace rato que escribo sobre la mentira del campeonato económico y distintos hechos me fueron dando la razón y demostraron que lamentablemente estamos destrozados. Los hechos se fueron sucediendo de tal forma que varios se fueron sacando la vende de los ojos pero es, sin dudas, a partir de una huelga, cuando más gente se sacará la venda. El paro de empleados es la gota que rebalsa el vaso, es el hecho incontrastable de que las cosas no andan bien.

Los distintos gobiernos que se vienen sucediendo en River Plate, van siguiendo una supuesta máxima que alguna vez alguien me contó, ¨al gobierno que viene no se le deja un peso en la caja¨. Esta máxima puede o no ser cierta pero es una realidad que se cumple. Cada gobierno fue dejando un desastre económico para la siguiente gestión (la demostración más brutal la dio Santilli, recibió un desastre futbolístico/económico, durante su mandato llegamos a la cima deportiva y finalmente entregó el gobierno con ollas populares en la puerta del club y sin jugadores en el plantel), sin embargo, cada gobierno ha sido peor que el siguiente y así es como el desastre económico les salta en la cara a la gestión que hizo el desastre en lugar de explotarle al siguiente. La cuestión ya no es no dejar un peso al gobierno que sigue, ahora se lo deja sin un peso, con deuda (cada vez más inmanejable) y sin recursos para su gestión (el próximo gobierno, entre otras cosas, no podrá cobrar contrato por la camiseta) ¿cómo olvidar que Dávicce ingresó al club y Roncagliolo puso la plata para pagar los sueldos (y también puso los carapintadas en el club) para luego sumarse DAP con sus grupos inversores para empezar los negociados futbolísticos? ¿cómo olvidar que en ese momento, a las pocas semanas de gobierno, se terminó aquella gestión y empezó una espiral interminable de negociados?

Tener una situación económica desastrosa es parte de la política de shock para luego tomar medidas patéticas que destruyen al club pero son aceptadas como parte de la desesperación (me encantaría saber las medidas que tomará el futuro presidente en los primeros 100 días). Como se puede ver, nada de lo que pasa es nuevo, solo es algo peor (¿y exigirá medidas más extremas?). Por eso es que siempre digo que habrá que tener mucho cuidado al interés de privatizar el club.

A Aguilaucha le explotó la situación en el segundo mandato a pesar de haber hecho el desastre en el primer mandato (tan es así, que escucho a muchos que dicen que el primer mandato fue bueno), la avaricia y las presiones lo llevaron a que siguiera como presidente. Así como Aguilaucha llegó a regalar jugadores de las inferiores a cambio de monedas para pagar los sueldos o a cambio de unas latas de pintura para dar una imagen menos negativa (?), ahora DAP (faltando solo 5 meses para terminar su mandato) empezó a aceptar medidas desesperadas para lograr llegar a fin de mes. Tener cheques rechazados por más de medio millón de pesos, sueldos de empleados sin pagar (recordemos que los maestros del instituto ya hicieron pararon 2 días el mes pasado y este también) y traer jugadores sin categoría no es parte del ¨plan maestro¨. La idea es aguantar hasta terminar el mandato, sin embargo, DAP no logra dibujar un final aceptable ni siquiera con las medidas desastrosas. DAP no solamente tiene este problema, también se habla que vendió a Balanta, Driussi y otros a cambio de plata para terminar su mandato (en diciembre podría informar esta venta sin afectar su imagen).

DAP siempre mostró incapacidad y un ¨afecto¨ crónico por mentir (tanto que ya parece una enfermedad). DAP termina siendo esclavo de sus palabras, haber dicho que ganamos el campeonato económico para amortiguar (?) el descenso futbolílstico, le está pasando factura a 3 meses del final de su mandato.

Siempre dije que pueden haber cosas peores que el descenso futbolístico y hacia allí estamos encaminados. El descenso fue una visión del infierno de la que muchos pensaron que salimos una vez ascendidos, sin embargo esto no es así, hoy seguimos caminando por los mismos caminos salvo que no lo notamos. Como ya dije alguna vez, del descenso institucional/económico todavía no logramos ascender y corremos serios riesgos de seguir descendiendo porque los egos personales llevan a que nadie se haga cargo de la situación. Leer los comentarios que hay en muchos posteos acerca de los errores pasados de los candidatos muestra la incapacidad de cada candidato para explicar propuestas para salir de la situación actual. Esta semana D´onofrio se reunió con su gente para estudiar las futuras medidas (¿no tiene un plan estudiado previamente, ahora empezamos a plantearnos la situación?) y estas noticias son las que realmente asustan porque queda claro que el modelo de gestión River Plate (que basicamente no ha cambiado en 30 años) está más que agotado.

Por Charro.

miércoles, 11 de septiembre de 2013

El descanso no es para todos porque hay un Arsenal de privilegios

Ramón dando indicaciones a Lanzini, hoy el jugador fundamental...

Ramón dio la conferencia de prensa de los martes y se lo notó molesto, no podía creer que no se hubiera reprogramado el partido del fin de semana para que River Plate pudiera viajar a Ecuador y descansara un poco más. Esto es parte del famoso fair play (?) o de la mínima ayuda que la AFA suele darle al equipo que representa al país en los campeonatos continentales. Ramón fue claro, ¨...sabemos que el problema no es Arsenal, pero bueno, es así...¨.

La semana pasada, Grondona salió desesperadamente a pedir que vuelva el público visitante a las canchas. Viendo que no tendría éxito su propuesta se la jugó con un tiro extraño, intentó convencer a Berni para que los visitantes solo fueran a las plateas y en la provincia de Buenos Aires. La propuesta me sonaba demasiado extraña pero tenía una lógica muy desesperada, al permitir la venta de plateas, el local podía poner el precio que se le ocurriera y recaudar muchísima plata sin sumar tanta gente, una postura a la medida de los clubes chicos que deben estar desesperados porque no pueden recaudar nada. Lo hecho por Olimpo ($ 1000 las entradas) es una demostración de cual era la intención de Grondona. Hay canchas que dan pena verlas sin gente y sin recaudación para el local cuando están jugando contra clubes importantes pero no me había avivado que el siguiente partido de River Plate era frente a Grondona S.A., o peor dicho, frente a Arsenal (donde a River Plate solían darle más de 5 mil populares y 500 plateas).

La excusa de la necesidad de la TV de poner en horario central al partido más importante de la fecha le cae como anillo al dedo al Padrino para impedir el cambio horario del partido y buscar así que River Plate juegue con suplentes ante Arsenal (más teniendo en cuenta que el equipo de Sarandí podría llegar a la punta del campeonato si ganara). Tan cierto como es que la TV debe estar muy interesada en el tener a River Plate en el horario central, también lo es que Grondona no debió mover un dedo por modificar este horario. Tan cierto es que la TV debe estar contenta con este horario, como que River Plate no tiene ningún peso en AFA para plantear lo que le corresponde y suele darse como un hecho (de hecho la semana siguiente jugamos de local y podríamos jugar en el último horario para beneficio nuestro y de la TV, favor con favor se paga).

Hace muchísimo tiempo que vengo diciendo que el Padrino tiene algunas políticas muy claras. Por un lado está el beneficio permanente a Arsenal pero en este momento hay otra ¨ley¨ que me preocupa mucho. El dicho ¨favor con favor se paga¨ lo aplica permanentemente, para mi no es casual que equipos gobernados por amigos (Lopez en NOB, Aguilaucha en River Plate, Savino en CASLA, Portell en Banfield, Babington en Huracán, Muñoz en GELP, Segura en AAAJ...) se les haya permitido vaciar a sus clubes y pelear o ganar un título (con varias ¨ayuditas¨) para luego pelear un descenso o descender sin contar con ninguna o pocas ventajas. Lo malo de esta política es que River Plate recibió una fuerte ayuda por parte de Grondona al inicio de este campeonato para que pudiéramos contar lo antes posible con los permisos para que jueguen Teo y Fabbro. Para mi forma de ver los torneos de estos años, no es casual que River Plate haya sido perjudicado en los arbitrajes, es simplemente parte de lo de siempre, cuando Grondona necesita apretar o ¨cobrarse¨ un favor, casualemente ese equipo empieza a tener problemas con los arbitrajes, típico lenguaje mafioso.

Por el momento habrá que agradecer por un lado que recién estemos en las primeras instancias de ambos torneos y esperemos que este viaje complicado no nos perjudique con lesiones, por otro lado esperemos que podamos ganar ambos partidos para no estar demasiado apretados en ambos torneos. Una parte fundamental para jugar dos torneos al mismo tiempo es tener tranquilidad por estar jugando bien, jugar sin la presión permanente de estar obligados a no perder puntos y tener un recambio holgado. Digamos que por el momento no se nos da ninguna de las condiciones.

Será cuestión de ir encontrando el equipo y los suplentes que empiecen a dar respuestas para empezar a poner más jugadores (a veces estos contratiempos ayudan a encontrar a esos jugadores que terminan armando un plantel más profundo o jugadores que pueden dar mejores respuestas) o encontrar que empiezan a funcionar mejor los pibes. Ojalá Kranevitter y Pezzella empiecen a tener más oportunidades; Andrada, Gio y Kaprof tomen confianza; Solari y Aguirre tengan alguna posibilidad de mostrarse y rendir; FM6, Mora, Teo y Fabbro vuelvan a encontrar el ritmo de competencia (?); ver y sorprendernos con jugadores como Vega, Pantaleone o Gomez  y quien sabe, tal vez hasta un Tomás Martinez empiece a mostrar madurez y la posibilidad de jugar en primera. A veces las piedras en el camino terminan ayudando a encontrar respuestas...

Por Charro.

lunes, 9 de septiembre de 2013

Feliz semana para todos...

La culminación de un gol que todos recordaremos...

¡Por fin un domingo con una hermosa sonrisa dibujada en cada hincha millonario! No es para creerse que las cosas cambiaron drásticamente pero al menos el final es el soñado para cada fin de semana. Llegar al Monumental con la tranquilidad de haber pasado una instancia de una copa internacional eliminando a los cuervos y luego ver 3 goles de pibes de las inferiores (encima uno hermosísimo) haciéndoselos a un arquero bostero, ver a un desagradecido jugador que tiene una carrera acabada y escuchar que a los bosteros le hacen 3 goles, arman un hermoso y soñado domingo que nos dibujará la sonrisa durante buena parte de la semana.

Creo que todos estamos felices y esto dará tiempo para que Ramón prepare al equipo para otra semana muy embromada (jugar con el difícil escolta Arsenal en Sarandí y luego a los ecuatorianos en un escondido pueblo de montaña). Nosotros, ajenos a ese futuro complicado, seguiremos con la sonrisa que tanto tiempo tardó en dibujarse. Es tan grande la sonrisa, no por como se logró sino porque le pone fin a muchas tardes amargas o tensas y nos devuelve a la posibilidad de soñar con un título. Así como el jueves hubo un desahogo, hoy sentimos ese desahogo y el relajo de no tener el abatimiento sobre los hombros. A las últimas horas de ayer las definiría como esas películas de domingo a la tarde cuando uno está en casa aburrido y prende la TV y se encuentra con una peli empezada y ya vista varias veces, uno sabe que no es muy buena y que será una agradable forma de ¨pasar¨ la tarde, no es demasiado atractiva pero atrae por la acción, la diversión o por melosa y al final te deja una sonrisita cómplice.
Andrada buscó siempre y complicó a los defensores rivales

Ayer fue un buen día para ir a la cancha, buen horario, lindo clima... lástima que la dirigencia sigue sin querer tener la cancha llena (la popular visitante y las plateas altas de reventa no estaban llenas). Las adyacencias estaban llenas de pasacalles, propagandas (¿empezó la campaña en serio?) y mucha gente ¨trabajando¨ por quien esperan que gane en diciembre. Obviamente que también estaba lleno de policías, de vallados inexplicables y un, cada vez más numeroso, ¨ejército¨ de seguridad privada (dentro del estadio pasan el centenar).

La previa nos encontró otra vez con un equipo con Mercado de lateral, los pibes adelante (Lanzini, Simeone y Andrada) y la vuelta de Ponzio como 5 solitario. Si alguno tenía mucha fe con esta formación, los primeros 45 minutos lo devolvieron a la realidad. River Plate no tuvo jugadas de gol y Tigre se defendió como pocos, ni siquiera tuvo intenciones de atacar o esperar el error del rival. El primer tiempo fue horrible porque uno no pudo y el otro no quiso (algo muy habitual en nuestros últimos años) pero agravado porque el que no pudo estuvo timorato y el que no quiso prefirió arrinconarse en su campo. Tener paciencia en estos tiempos es una gran virtud (nuestro equipo suele tener esa característica) pero al mismo tiempo se puede caer en el pecado de la intrascendencia (donde también caemos muy habitualmente). Con una línea defensiva de 5 jugadores sobre la línea del área grande y otra de 4 jugadores cerca de la primera, resulta útil y productivo mover la pelota horizontalmente para encontrar el hueco, el problema se suscita cuando por fin se encuntra el lugar por donde romper la primera línea defensiva y en lugar de intentar penetrar la segunda, se vuelve para atrás a empezar todo nuevamente. Nos cuesta horrores romper la línea defensiva porque no hay un gambeteador ni un estratega con pases perfectos entre líneas ni sociedades de toques rápidos. Así pasó un primer tiempo en que Carbonero insinuó estar despierto, Andrada estuvo muy movedizo y Balanta empujó desde atrás. Demasiado poco, demasiado repetido, demasiado peligroso.
Simeone marcó el primer gol en un partido oficial, ojalá festeje muchísimos más con nuestra camiseta

El segundo tiempo fue muy distinto. Primero nos encontramos con la pésima noticia que no entró el colombiano y su lugar fue ocupado por Bottinelli (¿hay algo más torpe que abuchear a un jugador antes de tocar la primera pelota? ¿qué se consigue? una vez que lo pone el DT a jugar sólo puede beneficiar o perjudicar al equipo, ¿para qué buscar desinflarlo o ponerlo nervioso? ¿qué buscamos? ¿qué tenga un mal partido para demostrar que teníamos razón?), Tigre pareció arriesgarse un poco con un primer ataque pero por fortuna, Lanzini hizo una gran jugada (la inició en campo millonario y la llevó hasta el área entre todos los defensores de Tigre hasta definir perfectamente ante la salida del arquero). En ese momento el partido se abrió un poco, lo suficiente para que River Plate aprovechara y por primera vez fuera efectivo (con algo de buena suerte). Un gol de Gio y otro de Lanzini (al quedarle servida la pelota delante del arco por un rebote que dio el arquero ante un tiro de Andrada) clausuraron el partido. No fue cerrado por la seguridad que irradiaba River Plate sino porque Tigre decidió no salir (no quiso arriesgarse a que le hicieran más goles). Tan cómodo se hizo el trámite que hasta nos dimos el lujo (?) de tener el sector izquierdo defendido por Bottinelli, Rojas y Ferreyra (por derecha estaban Maidana, Mercado y Carbonero...).
Esta vez Carbonero no desentonó, ojalá marque su remontada, es necesario

Es cierto que el gol antes del minuto del segundo tiempo cambió todo pero hay que reconocer que River Plate cambió la cara. Maidana se sigue mostrando seguro y regular (debe ser de los pocos que juega siempre 6 o 7 puntos, no sobresale pero tampoco complica), Carbonero puso muchas ganas (molestó mucho defendiendo, presionó bien, se mostró, con la pelota fue desordenado pero al menos intentó), Balanta había empujado desde atrás (la personalidad del pibe es muy importante) y daba seguridad en el fondo pero el ingreso de Bottinelli mantuvo esa tranquilidad defensiva (Ramón se inclinó por otro zurdo para marcar esa zona en lugar de elegir a Pezzella), Barovero está en un nivel excelso (tuvo solo una jugada de riesgo pero fue increíble como logró salvar la situación, cada día se muestra más seguro y dueño del arco, no es de extrañar que los hinchas le regalaran otra ovación), Andrada y Gio presionaron (Andrada se mueve mejor y busca mucho el balón, se siente muy cómodo en la primera millonaria), Lanzini fue punzante y rompió la defensa rival y Rojas fue una constante rueda de auxilio cuando Vangioni subía o Ponzio se iba a la derecha a ayudar a Carbonero. Uno nunca sabe si el nivel es debido al flojo rival o al buen nivel propio pero lo que todos sabemos es que muchas veces no encontramos respuestas para estos equipos flojos y ayer las encontramos.
El grito, el aliento, el manto sagrado, los pibes del club y 3 goles para volver a creer

Se viene una semana de trabajo tranquilo y relajado (esperemos que, como corresponde, nos dejen jugar el sábado frente a Arsenal) donde los jugadores deberán aprovechar para recuperarse, descansar para el largo viaje de la semana próxima y esperar que Teo y Fabbro vuelvan enchufados y más efectivos... ¡¡¡feliz semana para todos!!!

Por Charro.