"Se pueden arreglar campeonatos enteros, como el de Boca de Ischia." Javier Ruiz árbitro "Ehhehh, eh yo pienso de que ehhehh eeeehh (?)." DAP "No estén cagados." Daniel Passarella

jueves, 30 de julio de 2015

Durísimo pero solo falta el último paso

Maidana volvió a tener la tarea más complicada y se convirtió en la figura del partido

Cuanta expectativa, cuanta ansiedad en nosotros y cuanta tranquilidad y seguridad en los jugadores. Se jugaron los primeros 90 minutos de la final, se jugó en México y el resultado permanece cerrado e incierto. El 0 a 0 marcó la poca diferencia que hubo entre los rivales y las pocas situaciones de gol que se vivieron.
 Gallardo no se aguantó la tarea del árbitro y fue expulsado

Horas antes del partido la expectativa era total. La confitería del club ya estaba llena faltando una hora y en la puerta del club se seguía viendo el ingreso permanente de hinchas mientras que en México lograron entrar unos 400 hinchas residentes en la región.
Kranevitter otra de las grandes figuras del partido. Fundamental en el partido de ayer

El partido fue durísimo (como se preveía que sería) y el condicionante principal resultó ser la temperatura de Monterrey. Sobre el final se vio muy cansado a los jugadores y debieron aguantar el resultado con las últimas energías refugiados en defensa y sin poder correr a sus rivales. Fue un partido muy estratégico y de pura entrega, fue un partido muy estudiado donde ninguno de los equipos quiso cometer un error ni se permitieron arriesgar demasiado, fue muy raspado a pesar que el árbitro puso el límite demasiado corto para River Plate (a los 3 minutos ya estaba amonestado Vangioni por una falta leve y 15 minutos después Mercado no podía creer que le quitaron la posibilidad de jugar la final en el Monumental por tener la tercera amarilla en la competencia. El árbitro no fue determinante pero condicionó demasiado para mi gusto (demasiado localista y por momentos inclinó la cancha) y el Muñeco probablemente no pueda dirigir el próximo partido desde la cancha (fue expulsado cuando el paraguayo dejó de cobrar algunas faltas fuertes).
Arévalo Ríos fue un jugador peligroso al desprenderse desde el medio pero fue bien marcado

Básicamente el partido fue jugado con mucha presión y marca y solo se complicó cuando un equipo lograba dominar el balón por 10 minutos y así lograba asediar al rival. Los mexicanos tuvieron 3 o 4 tramos del partido en el cual lograron llevar peligro hasta Barovero y éste reaccionó como lo sabe hacer. Barovero fue una de las figuras del partido porque tuvo 3 atajadas excelentes que mantuvieron el partido cerrado. La gran figura fue Maidana (en el día de su trigésimo cumpleaños) porque se comió al delantero francés que contrató el equipo mexicano (junto con otros jugadores por los cuales gastó casi 40 millones de dólares), no lo dejó recibir cómodo en ningún momento, raspó todo el tiempo para que no estuviera tranquilo y el europeo apenas tuvo participación a pesar de haber mostrado espíritu de lucha. FM6 no se quedó atrás y entre ambos se bancaron a la dura dupla de delanteros de Tigres (el brasileño mereció ser expulsado porque tiene la pésima costumbre de ir siempre con la pierna levantada para lastimar al rival). El partido, como era de esperar, se complicó en los laterales. El fuerte de los mexicanos está en las subidas por los laterales porque tiene unos carrileros rápidos y habilidosos, el joven Damm y Damián Alvárez con su habilidad fueron el mayor peligro por los costados mientras que el uruguayo Arévalo Ríos complicó un par de veces llegando al área por sorpresa  para recibir un pelotazo. Vangioni y Mercado sufrieron ese juego constante siendo más veces las que ganaron pero muchas veces fueron superados. La otra gran figura del equipo fue Kranevitter, volvió a ser un león en el medio y la rueda de auxilio en toda la defensa cuando sus compañeros eran superados, un verdadero pulpo que jugó muy inteligentemente desde lo táctico y posicional. Su compañero Ponzio, alternó buenas y malas pero volvió a ser una de las almas que empuja y sostiene al equipo, es el que corre y raspa cuando el equipo es superado y el que empieza el ataque cuando la pelota la domina el rival.
Alario peleó constantemente y tuvo un par de chances

Lo que más costó en Monterrey fue el ataque. Sanchez no está en su mejor nivel (¿le está faltando el descanso que no tuvo por jugar la Copa América?) y a pesar de ser el que más corre (fundamental su dinámica para la marca y el inicio del ataque), no logra ser determinante ni manejarse bien con la pelota. Lo mejor se vio por izquierda, en el primer tiempo con Viudez (no logró ser muy constante pero tuvo un par de toques de primera) y en el segundo al juntarse Bertolo (que entró por el uruguayo lesionado) con Pity Martinez (que ingresó por Mora que también jugó con molestias y no logró encontrarse con la pelota). En el ataque fue fundamental el trabajo de Alario (por fin tenemos un delantero que aguanta la pelota y lucha todo el tiempo con los defensores rivales), fue un trabajo desgastante pero sirvió varias veces de respiro y para llevar peligro. En el segundo tiempo tuvo menos chances y le costó juntarse con los 2 jugadores que ingresaron pero se las arregló para hacer lo suyo.
Otra de las grandes figuras del partido. Respondió en los pocos pero muy exigentes tiros al arco

Todos esperaremos el partido en el Monumental, sabemos que crearemos el mejor clima posible y ojalá que sea otro escalón consagratorio para este plantel que tanto se lo merece y una alegría para los hinchas que tantos sufrimientos tuvimos en este siglo. Habrá que esperar, se vienen los últimos 90 minutos de una serie que está abierta y en la que habrá que aprovechar cada oportunidad que se nos brinde. Ahora el plantel está volviendo en un largo viaje, tendrá un día de descanso y luego empezará la planificación del último paso.

Por Charro.

domingo, 26 de julio de 2015

Arriba, siempre...

Otro festejo/desahogo para el goleador del torneo

Ya no importa quienes juegan, que día lo hacen o por cual torneo, siempre es interesante y esperanzador ver al equipo del Muñeco. Salí hacia la cancha con la idea de ver un partido relajado en el cual íbamos a estar pensando en la Copa, en el cual se iba a poder ver a algunos pibes, en el cual se le iba a dar rodaje y probar a algunos jugadores pero nos encontramos con mucho más. Este equipo ¨alternativo¨ tiene calidad, capacidad y fundamentalmente un espíritu similar al de los titulares. Se puede decir que superamos otra etapa de reconstrucción futbolística; de aquel plantel patético del 2009 solo queda el mal recuerdo (y algunos jugadores que vivieron la experiencia o acompañaron desde inferiores) y ya se podría decir que se está formando un plantel como el club merece. Reconstruir un plantel lleva mucho tiempo, inteligencia y, fundamentalmente, dinero (cosas que River Plate no suele tener). Hubo una etapa para traer jugadores, otra para armar un equipo fuerte, otra darles pertenencia, otra para darles confianza, otra para convertirlos en un grupo ganador y finalmente una para tener un plantel de 20 jugadores capaces de ser titulares sin dañar exageradamente el esquema del técnico. Aún se puede decir que el plantel tiene algunos puntos flojos (cuesta reemplazar a los laterales, Barovero es indispensable...) pero lo importante es que ya tiene un sello distintivo más allá de quien juegue. El equipo siempre sale a buscar desde el primer minuto lastimar al rival y no dejarlo pensar sin importar quienes juegan.
Un golazo por la calidad técnica que nunca se pierde

La gente de River Plate no está acostumbrada a ir los sábados y se complica cuando los cambios son de último momento. El Monumental tuvo mucha gente pero se notaban los claros (también es cierto que hay un público que solo quiere ver a los titulares y otros que les cuesta ir a un partido cuando se esperan partidos definitorios), tal vez por eso el ingreso fue tan cómodo esta vez (insisto que la forma en que se ingresa tiene solo que ver con la decisión del jefe del operativo). Es cierto que River Plate pelea el campeonato local (de hecho quedó puntero) pero ayer estuve muy tranquilo y relajado (por lo menos hasta que empezó el partido), como dándole un respiro al hambre de ganar o blindando a este equipo ¨de suplentes¨ por si jugaba mal. Así llegué pero solo fue una ilusión óptica porque cuando se estaba perdiendo la gente murmuraba buscando respuestas, cuando logró el empate la gente se entusiasmó y cuando el partido pareció liquidado (por resultado y trámite del partido), todos dieron el aliento de cara a la final (con el hit de agradecimiento ¨de la mano del Muñeco vamos a Japón").
Espero que Saviola pueda rendir mucho más...

El partido no fue tan fácil pero durante una enorme porción tuvo el dominio de River Plate. En el primer tiempo se tuvo la pelota, se tuvieron algunas posibilidades pero básicamente costó lastimar al rival. Se cometieron muchos errores defensivos (no está muy aceitada la dupla Mammana-Balanta, individualmente tienen mucha calidad pero se complicaron varias veces, parecía que no se hablaban y se terminaron chocando en más de una oportunidad) y en uno de ellos terminaron haciendo el gol. El equipo no decayó y siguió mentalizado en el partido. Este partido demostró lo importante que es tener más jugadores capacitados para ser titulares, probablemente los ¨titulares¨ habituales hubieran estado desconcentrados pensando en el partido del miércoles mientras que ayer había algunos que querían ganarse el puesto para la Libertadores y otros que querían estar mejor posicionados en la opinión del técnico. En el segundo tiempo salió con la misma presión pero fue mucho más punzante y Pity Martinez terminó siendo decisivo con sus desbordes (al fin volvió a ser el jugador de los primeros partidos).
Uno de los tantos desbordes de Pity Martinez, tuvo un gran partido

Chiarini no logra salir de esa eterna sensación de no dar seguridad; pocas grandes atajadas, pocos goles tontos, muchos resultados positivos (7 victorias y 6 empates) pero siempre pareciera que es poco y siempre deja la imagen de haber cometido varios errores que no terminaron en gol de milagro. Los laterales volvieron a ser 2 pibes (Carreras y Vega) pero esta vez no fueron tan seguros. A Carreras le costó mucho (tanto en lo defensivo como ofensivo), debió ser auxiliado constantemente por Mammana y se cerraba mucho hacia el sector del central dejando mucho espacio en el lateral (además que le ganaron la espalda con facilidad). Vega participó mucho más del ataque pero también le costó mucho la parte defensiva. Mammana volvió a demostrar su capacidad conceptual, de habilidad y un temple extraordinario pero esta vez cometió varios errores importantes que complicaron al equipo (aunque poniendo en la balanza todo lo bueno y del otro los errores, el saldo sigue siendo muy positivo), algo similar le pasó a Balanta (está empezando a tomar ritmo y confianza más allá de los errores en los pases y posicionales), su entusiasmó y rapidez muchas veces lo llevan a estar fuera de su posición y por eso a veces se choca con sus compañeros o pierde la pelota en posiciones peligrosas. El secreto volvió a estar en el mediocampo, Rodriguez jugó un muy buen partido (quitó mucho en el medio y fue una buena rueda de auxilio). Por los laterales, Mayada volvió a mostrar su gran despliegue aunque no pudo hacer la diferencia (vuelve a chocar mucho, en cuanto consiga claridad y precisión será una gran alternativa) pero fueron Pity Martinez y Driussi quienes marcaron la verdadera diferencia. Los 2 jugadores estuvieron muy activos e inteligentes en el juego pero lo más importante fue lo hecho por Martinez en el segundo tiempo, desbordó varias veces y fue vivo a la hora de descargar el balón, no chocó como otras veces y cuando hizo un amague más, sirvió para armar un hueco y darle tiempo a la llegada de un compañero. Así llegó el primer gol apenas empezado el segundo tiempo y el tercer gol. Arriba, Cavenaghi aprovechó su oportunidad (está muy enchufado y movedizo para ubicarse muy bien en el área, se lo ve también más conectado con sus compañeros además de haberse elevado la confianza mutua) y Saviola recibió una caricia al salir reemplazado. Saviola demostró en la primera jugada del partido que está muy lejos del jugador de hace una década pero hace su esfuerzo de correr y tocar la pelota con inteligencia, no tiene el pique ni la audacia de otro tiempo pero al menos podría ser más decisivo por su habilidad y experiencia. Está lejos (ojalá que por ahora) de ser desequilibrante (en los partidos que jugó ni siquiera provocó un revolcón de un arquero) pero seguimos esperando que entre en ritmo y confianza.
La alegría por seguir en la senda del triunfo y la gloria

Lo mejor del partido llegó con los cambios. Había expectativas, especialmente, por ver unos minutos a Bertolo (para ver si estaba recuperado de su lesión) y a Viudez y ninguno decepcionó. El uruguayo descolocó a la defensa con su ubicación en el campo de juego y encima pudo marcar su primer gol en el Monumental. Ambos (al igual que el juvenil Casquete) mostraron un rasgo fundamental, su intención de mostrarse, de ser intensos en la marca y generosos en el despliegue; a Bertolo se lo notó falto de fútbol y fuera de sintonía (jugó menos de media hora) pero tuvo algunas corridas tanto en ataque como en defensa.
Velocidad, claridad, calidad, inteligencia, concentración, personalidad... ¿qué más se le puede pedir?

Un partido que pintaba para poco terminó siendo muy importante. Pone al equipo en la punta del campeonato, continúa en la lucha, levanta el ánimo de todo el plantel y reactiva y da confianza a los que no suelen ser titulares. No es poco para un equipo que podría estar saturado y limitado a pensar en una final.

Por Charro.

jueves, 23 de julio de 2015

Big in Japan... vamos todos a Japón

Será muy difícil repetir una tribuna así en Japón pero todos quisiéramos poder viajar

De a poco se van conociendo los nuevos pasos que debe dar este River Plate, los nuevos desafíos para este plantel, las nuevas metas que tendrán para estar cada vez más adentro de nuestros corazones. Acaba de ganar Tigres de México su serie semifinal y eso lo convierte en nuestro rival para la final de la Copa Libertadores 2015. Un rival muy duro (una versión muy mejorada a la que debimos enfrentar en la fase de grupos) al que ya conocimos a principio de año (cuando debimos escuchar a los bosteros diciendo que teníamos el grupo más fácil y finalmente quedó demostrado que nuestro grupo era de 2 equipos mientras que el de ellos era el único grupo de un solo equipo serio y competitivo) y que por pertenecer a la Concacaf (confederación de centro y norte América), o sea equipos invitados, provoca que automaticamente hayamos clasificado para el Mundial de clubes y la Recopa Sudamericana (con el campeón de la próxima Sudamericana), además de asegurarnos que el partido final se hará en el Monumental.

La final de la Libertadores no será nada fácil porque este equipo aprovechó el parate de julio por la Copa América para reforzarse muy bien (pusieron mucha plata con el fin de conseguir esta copa) pero todos los hinchas millonarios seguimos confiados detrás del equipo de Gallardo. Según confiaron la gente cercana al plantel, ellos preferían definir el torneo de local porque después de tantos sufrimientos y de tener tantas frustraciones con la Copa, valía la pena vivir este final junto al hincha. Más allá de faltar este paso decisivo y fundamental de jugar la final de la Copa Libertadores, es muy importante desde lo económico y deportivo saber que en diciembre (del 10 al 20) seremos parte del Mundial de Clubes (donde ya están clasificados Barcelona de España, América de México y Auckland City de Nueva Zelanda). Ahora si podrá sonar la canción Big in Japan y además podrá hacerlo 2 veces  porque apenas termine la final de la Copa Libertadores en el Monumental el 5 de agosto (las entradas ya estan a la venta para los socios hasta mañana a la noche en el sitio oficial del club), el equipo viajará a Japón para jugar el 11 de agosto la Copa Suruga Bank frente al campeón japones (un negocio inexplicable de la Conmebol, una copa oficializada mientras que la copa jugada ante el campeón de la Europa Leage aún no tiene validez oficial). 
Así se presenta ahora la página web del club...

El más grande de América vuelve al plano internacional por todas las puertas existentes. Ganar la Sudamericana y ahora llegar a la final de la Libertadores ha significado enfrentar a los equipos más importantes de nuestro continente y a los ganadores de las competencias de los otros continentes. Esto implicará un importantísimo ingreso de dinero para las doloridas arcas del club e implicará devolverle al club el prestigio que nunca debió manchar. Estos resultados no deben desviar la atención de los torneos locales (me refiero para el futuro porque esta semana es obvio donde está nuestra prioridad) pero también debe enseñarnos como continuar el largo y arduo camino de la reconstrucción.

Todos valoramos el camino desandado para tener estas alegrías después de tanto sufrimiento, ahora es cuestión de disfrutar y esperar que este equipo siga haciendo historia con las metas que va consiguiendo. Cada vez es más difícil y son más importantes las metas, cada vez son más acordes con la historia de nuestro club. Hacia allá vamos Japón, acostúmbrense porque este año tendrán 2 visitas del más grande. Gracias Gallardo, gracias cuerpo técnico, gracias jugadores y a todos quienes lo hicieron posible.

Por Charro.

miércoles, 22 de julio de 2015

En la final...

Todos los hinchas millonarios estamos apretados en este abrazo


Finalmente River Plate vuelve a estar donde le corresponde, River Plate vuelve a estar en la final de la Copa Libertadores, en lo más alto del fútbol continental. 19 años de espera es una exageración para una institución como River Plate pero ahora viene lo más difícil (aún para un equipo acostumbrado a jugar lo más difícil). Este plantel se está dando un nuevo ¨lujo¨ y lo importante es que sabe cuanto le costó llegar hasta acá. Como dijo Gallardo la noche previa al partido, ¨este plantel conoce sus limitaciones y no se piensa superior ni inferior a nadie¨, se puede agregar que también conoce sus virtudes y cuando las cosas no salen tan bien como se espera, logra sacar a relucirlas.
Llegó la clasificación a la final...

La expectativa del hincha es tan grande que anoche se llenó las tribunas que Guaraní cedió a los hinchas millonarios, llenó la confitería del club, llenó las calles adyacentes a la cancha en Asunción (mucha gente fue sin entrada) y seguramente hubo miles de reuniones de hinchas en diversos puntos. El hincha le tiene confianza a este plantel que ha sabido ganar tantas copas y campeonatos, tiene esperanza de verlo levantar otra copa y tiene muchas ganas de festejar y sacarse la mufa después de haber vivido años tan dolorosos.
El debut tan esperado volvió a darle la razón al Muñeco. Jugó unos minutos pero fue fundamental el ingreso de Viudez.

Como preveía Gallardo, el partido fue durísimo y solo se ¨simplificó" en el momento que logró el gol. River Plate se ¨durmió¨ en la tentación de tener un partido controlado y sin demasiados riesgos, un partido de roce y tenencia de la pelota ante un equipo limitado pero que también conoce esas limitaciones e intenta aprovechar sus oportunidades pocas oportunidades. Guaraní juega a lo que pueda crear su ariete Santander y a la subida por los laterales, tienen un juego físico y aéreo que complicó a todos los equipos que pensaron que en algún momento le llegarían al gol. Guaraní fue un equipo duro y varias veces tuvo su oportunidad para darnos un gran dolor de cabeza.
Alario definió el partido y ya entró en el corazón del hincha

No fue el mejor partido de este River Plate pero volvió a sacar a relucir su personalidad y madurez para este tipo de instancias. No se dejó avasallar y cuando le exigieron jugar físicamente, no dudó en hacerlo. Tal vez no haya sido la mejor táctica pero Gallardo en ningún momento dudó de sus jugadores y supo lo que debía hacer a medida que fueron pasando los minutos. River Plate dejó pasar los minutos intentando sufrir lo menos posible pero como es lógico, sufrió algunos momentos de flaquesas y el rival logró agrandarse en algunos pasajes. El gol paraguayo llegó sobre el principio del segundo tiempo y fueron minutos interminables (además de tener un par de jugadas muy cercanas al gol, incluída una salvada de Sanchez en la línea de gol) los que pasaron entre ese gol y el gol salvador de Alario. Ese momento de zozobra terminó con el ingreso y debut del uruguayo Viudez, un jugador que con 3 pinceladas ilusiona al hincha millonario. Con toques simples, habilidad e inteligencia logró darle a River Plate lo que no había conseguido en el resto del partido, logró penetrar la defensa rival y le dio un juego rápido e incisivo para liquidar el partido con un par de chances.
Maidana figura fundamental en los momentos complicados

Ayer Barovero volvió a mostrar seguridad y tranquilidad (más allá que a veces da la sensación de que no reacciona, como sucedió en el gol paraguayo), es uno más a la hora de no ¨sobresaltarse¨. Ayer tuvo poco trabajo y acompañó el trabajo de dormir el partido y comerse los nervios que pudiera tener el equipo. La defensa fue la que mejor actuó (como le suele pasar a este equipo en estos partidos definitorios) y la que peleó sin cesar. Apelaron a toda la personalidad y a los 4 se los vio en el piso jugando al límite, apretando al rival contra los laterales, siendo un paredón por el medio e intentando en todo el partido que no hubiera ninguna grieta. Es cierto que Maidana volvió a lidiar con la más complicada (marca sobre Santander) pero a FM6 le quedó el resto del ataque. Entre ambos se arreglaron cuando el rival jugó al pelotazo luego de algún ataque millonario. Vangioni tuvo una gran noche mientras que Mercado tuvo sus complicaciones pero siempre intentó suplirlas con actitud. En ese armado defensivo volvió a ser fundamental el trabajo de Kranevitter quien volvió a transformarse en un comodín defensivo y en una muralla del medio (por eso el rival jugó mucho en forma área intentando sobrepasar esa muralla). El 5 volvió a ubicarse mágicamente en los lugares donde iba la pelota y también volvió a distribuirla sin errores. En el medio es donde estuvieron las mayores deficiencias. Sanchez volvió a mostrar despliegue pero no tuvo el juego incisivo, presionó bien en la salida pero no estuvo inteligente ni fino en el ataque, algo similar le pasó al Pity Martinez (ya no debe ser una casualidad que sus mejores partidos son cuando entra en el segundo tiempo) quien se diluyó rápidamente (tuvo un buen inicio de partido). Lucho Gonzalez no tuvo un partido tan intrascendente como el de la semana pasada pero tampoco logró sobresalir ni ser decisivo, aún está muy lejos de ser un jugador determinante como el que se necesita en el mediocampo millonario. Con estas falencias, River Plate no logró sorprender ni tener juego, por eso fue fundamental el ingreso de Viudez. No sorprendió que los uruguayos (Mayada y Viudez) ingresaran por Martinez y Lucho (aunque sorprendió que Viudez entrara ubicándose como carrilero) y fue el debutante quien dio unos pases rápidos y sutiles para que los delanteros tuvieran sus oportunidades. Mora había jugado muy bien a la hora de presionar la salida y molestar pero estuvo peleado con el balón mientras que Alario hizo, otra vez, un gran trabajo entre los defensores rivales (aguantó la pelota cuando se necesitó, la tocó bien cuando se debió asociar y fue muy molesto en el ataque) y finalmente definió perfectamente (aunque se sufrió mucho hasta que la pelota ingresó al arco) cuando tuvo su oportunidad. El ingreso de Cavenaghi también tiñó de sensación de gol (más allá que no hizo mucho) el partido (tuvo una chance clara y en otra podría haber convertido si Sanchez le hubiera dado el pase).
El festejo en el vestuario...

Ahora habrá que esperar unas horas para saber quien será el rival y donde se jugarán los próximos partidos (jugar ante los mexicanos implicaría definir en el Monumental y jugar frente a los brasileños haría que jugáramos la vuelta en Brasil). El último escalón está cercano y habrá que aguantarse los nervios para cumplir este sueño.

Por Charro.

martes, 21 de julio de 2015

El trabajo de inferiores

La foto contra la violencia (?)...

En estos últimos años nos acostumbramos a leer que River Plate ganó varios títulos en distintas categorías de inferiores y en años anteriores también habíamos visto llegar a primera división algunos jugadores de categorías muy importantes para el club (se hablaba de una camada importante como pocas veces se veía). Nos volvimos a acostumbrar que entre 4 y 6 jugadores formaran parte de las distintas selecciones juveniles (y aún con esas mermas sumadas a las participaciones del club en torneos internacionales, se lograba ganar títulos de inferiores). De esas camadas importantes hubo varios jugadores que llegaron a primera división pero muchísimos más quedaron en el camino (a pesar de haber conseguido títulos internacionales en sus categorías y haber participado en la selección). Jugadores como Chichizola, Bou (un año mayores), Lamela, Villalba, Lanzini, Pereyra, Pezzella, FM6, FM9, Cirigliano, Mauro Díaz, Gonzalez Pires, Servio (parte de esta generación fue la que debió debutar en forma anticipada para salvarnos en los peores momentos del club)... son de esa categoría; Balanta, Kranevitter, Solari son de la posterior (los que salieron campeones de América sub20 pero extrañamente, en su mayoría fueron echados del club) y Mammana, Tomás Martinez, Rodriguez, Driussi, Batalla, Simeone, Kaprof, Boyé son de la que están intentando llegar y mantenerse en primera ahora.

Este fin de semana se jugó la fecha ante los bosteros y los resultados fueron muy negativos (se perdieron los 3 partidos de local y en Casa Amarilla se dieron los 3 resultados en las categoría menores, incluyendo un empate al último minuto). Los resultados fueron muy apabullantes y tal vez sorpresivos pero terminan teniendo cierta lógica al leer una nota interesante en el blog lamaquinaradio.com.ar acerca de las prioridades de las divisiones inferiores. En dicho informe pueden verse 13 apellidos de la cuarta que están trabajando con la primera división o reserva, lo mismo que otros 5 jugadores de la quinta y otras tantos de la sexta (justamente las 3 divisiones que perdieron de local). Los jugadores habilidosos de la riquísima categoría 91-93 fueron rápidamente vendidos y apenas sobrevivieron los defensores, mientras que las posteriores no tuvieron jugadores que pudieran apenas dieron con la categoría necesaria sus defensores (Driussi podría ser por ahora la excepción).

Es extraño ver jugadores que se van libres sin conseguir nada de plata por ellos ni que rindan en primera división o que terminen jugando en categorías menores de nuestro país o ligas paupérrimas del exterior. Es complicado encontrar la razón por la cual algunos triunfan y otros se van quedando en el camino, porqué algunos jugadores habilidosos llegan con todos los pergaminos y elogios de las divisiones inferiores pero no pueden dar el salto de calidad para verlos triunfar en primera división. ¿Cuál será la razón para que un jugador que pinta para figura nunca lográ serlo o por qué un jugador que pareciera que podría jugar en la primera de River Plate termina jugando en la B, en Venezuela o en la segunda de algún país europeo? ¿Por qué hay posiciones en las que salen varios jugadores y otras en las que no se consigue hace años un buen jugador (arqueros y centrales están teniendo buen recambio pero arriba se complica)? ¿Por qué hay tantas complicaciones con la maduración de algunos jugadores?

Más allá de lo difícil que es evaluar el trabajo que se hace en inferiores (los resultados se ven a los 6 años cuando se ve la calidad y cantidad de jugadores de las primeras camadas que van llegando a primera división), es interesante plantearse que se está buscando y ver lo que se va logrando. Zapata había conseguido grandes resultados en la reserva (campeón y subcampeón y todos coincidían en su gran trabajo pero también es cierto que pocos jugadores triunfaron en primera) pero Gallardo prefirió tener allí a Villalba (según dijo ayer el entrenador, su función es conseguir que los jugadores estén mejor capacitados para jugar en primera división). Al ser tan delagada la línea entre resultados de partidos, cantidad y calidad de jugadores, negociados de jugadores, es difícil poder apreciar cuando se hace un buen trabajo y cuando se está errando (al fin y al cabo, no puede ser solo culpa del entrenador de reserva la cantidad de jugadores que lleguen a primera).

Esperemos que se puedan ver más jugadores de calidad llegando a primera división y que después de disfrutarlos ganando títulos, puedan volver en plenitud.

Por Charro.

domingo, 19 de julio de 2015

Cavé a la crema para una fiesta juvenil

Festejo de Cavenaghi en uno de sus goles. El Torito sigue sumando goles para mostrar su lugar en la historia

Para alguno, enfrentar a Atlético Rafaela con mayoría de juveniles (incluído un debutante y 3 que casi no tienen partidos completos en primera división) podía resultar un riesgo demasiado grande para no perder el tren de los punteros pero teniendo en cuenta los lesionados y la instancia que se está jugando en el torneo continental, era bueno darle una oportunidad a los más jóvenes, aquellos que deben empezar a subir a la división mayor para tener sus pruebas. De los 18 jugadores que estuvieron en Rafaela, 15 salieron de nuestras inferiores.
Otro juvenil que promete y esperemos que pueda ganarse un lugar

Atlético Rafaela se había reforzado esta semana con 2 juveniles millonarios (un poco raro prestarles 2 pibes y hacerlos debutar contra nosotros en lugar de retrasar unas horas la operación) y salieron a complicar el partido de River Plate, vieron la oportunidad de ganar un partido en el cual no estarían las figuras más importantes y pretendieron jugar de igual a igual con mucha presión. El partido tuvo dominio compartido pero básicamente fue impreciso y áspero, mucho quite y mucha gente en todos los sectores donde estaba la pelota. En el primer tiempo, cuando lograban escapar a las marcas, ambos equipos salían con rapidez y ahí se vio algo de Martinez para tejer algunos ataques (estuvo impreciso en el toque final y le agregó presión a su juego), Saviola estuvo movedizo (cayó mucho con los golpes rivales y aún no logra ponerse en posición de gol) y los laterales subían con cierta asiduidad. Dos goles repentinos de Cavenaghi (ubicado donde iba la pelota) cambiaron la ecuación y simplificaron un partido que tenía rumbo incierto (hasta que al último minuto del primer tiempo el juvenil de River Plate Barboza volvió a dejar la duda en el partido).
La alegría del gol...

En un partido con tantos juveniles es fundamental la tarea de los experimentados y especialmente deben liberarlos de la presión que sienten por el debut o por el examen que rinden ante el técnico. El lateral derecho Carreras se fue afianzando al mismo tiempo que lo hacían Mammana (aún con errores muestra una calidad y templanza especial, una tranquilidad digna de un veterano y una limpieza y claridad para salir jugando dignas de los mejores centrales) y Balanta (le cuesta retornar su nivel, está fuera de tiempo y comete errores en los pases que no solía hacer; necesita retomar el ritmo porque su juego se basa en ser agresivo y arriesgar al máximo gracia a ser muy tiempista pero cuando pierde precisión empieza a cometer faltas y pierde confianza). Tanto Carreras como Vega hicieron un correcto trabajo de marca y acompañaron mucho en ataque. Todo esto teniendo atrás a un arquero veterano que no logra afianzarse en el arco millonario. No pierde (en los 12 partidos que actuó, ganó y empató en 6 oportunidades) pero no brinda seguridad (por lo menos a los hinchas), comete errores graves aunque tiene algunas atajadas interesantes, no sale del arco ni salva las difíciles sin embargo no le llegan tanto. En esto fue fundamental Ponzio, cumplió con su tarea de respaldar a los defensores y ser la rueda de auxilio a pesar de volver a estar muy impreciso con la pelota y de estar muy acelerado (la famosa desprolijidad y desorden que le reprochan muchas veces). En el medio Mayada (buena recuperación, entrega física y velocidad en ataque que no chocó tanto como otras veces) volvió a tener un partido para ser tenido en cuenta por Gallardo (había perdido confianza por el nivel del uruguayo) y Solari volvió a decepcionar (de a poco se va diluyendo y su continuidad se complica cada vez más). Arriba Martinez fue intermitente, Saviola no llevó peligro pero Cavenaghi fue efectivo, letal y oportuno.
Primer gol de Guido Rodriguez...

En el inicio del segundo tiempo parecía que nos iban a dominar los rafaelinos pero volvió a aparecer Cavenaghi y sentenció el partido (con el tercer gol River Plate empezó a guardar la pelota y tuvo los espacios que no le habían dado anteriormente). El ingreso de Casquete (un ecuatoriano cercano a los 18 años que se convirtió en el debutante extranjero más joven) le dio velocidad al ataque pero lo que más me sorprendió es que en el cuarto gol optó por darle la pelota a Cavenaghi en lugar de definir él (con lo que hubiera significado hacer un gol en su debut y a tan corta edad; entró solo al área por un gran pase de Mayada pero en lugar de arriesgar la definción ante el arquero prefirió cedérsela al goleador veterano). En otro contraataque previo de 3 contra 2, Cavenaghi se frenó y terminó perdiendo la pelota cuando a su lado entraba solo el ecuatoriano, aún con ese antecedente el pibe prefirió hacer la jugada menos arriesgada y ceder un gol (algo lógico pero poco habitual en este fútbol marketinero). Otra alegría fue que el ingresado Rodriguez (mediocampista central que no suele subir tanto) pudiera convertir su primer gol en primera división (me gustaría saber cuantos goles hizo en inferiores) y sellara el resultado (demasiado abultado para lo que fue el trámite del partido pero que pudo haber sido más amplio). Fue una tarde especial y que podrá ser recordada porque a pesar de todo lo que se ve de Cavenaghi (su lentitud y falta de confianza para encarar en velocidad, su falta de participación en el juego en muchos partidos) nadie puede dudar de su olfato goleador, de su experiencia y de su amor a River Plate (por eso su felicidad siempre es acompañada por el hincha y en este caso por unos 500 neutrales que estuvieron en la cancha).
El cabezazo terminará en el palo y Cavenaghi aprovechará el rebote

Pasó otro partido del campeonato y lo importante es seguir expectantes, metiendo presión a los de arriba, haciendo que algunos pibes puedan mostrarse para llegar a ser futuros titulares en el equipo, devolverle la confianza goleadora a Cavenaghi, que los jugadores vayan tomando ritmo y afianzándose. El camino del torneo es largo y no se puede tirar a la basura pero también hay que darle oportunidad a los pibes de mecharse cuando se los necesita.

Por Charro.

miércoles, 15 de julio de 2015

El plantel del pueblo

Un grito desde el corazón. Mercado sabía lo que significaba abrir el marcador y por eso el desahogo

Otra noche de gran felicidad nos regaló este plantel. No tuvo su mejor noche ni su mejor fútbol, como muchas veces, muchos no le tenían confianza pero volvieron a aparecer. Mostraron sus falencias, se equivocaron mucho, cometieron errores infantiles, se distrajeron, erraron frente al arco, arriesgaron defensivamente pero... pero volvieron a jugársela con todo lo que tienen de la mejor forma. Nadie puede negar que van al frente y empujan al rival, se los puede criticar porque sigue siendo un equipo en formación que busca su mejor forma e intenta hacerse fuerte conociendo sus falencias pero siempre aparece con todo lo que tiene porque tiene muy en claro lo que quiere. Todo se resume en la palabra actitud y ambición.
Una noche para el recuerdo de Maidana, peleó todo el partido con la más complicada y no perdió

Este equipo no necesita de campañas marketineras, tener una marca atrás para que presione a técnicos y dirigentes ni tampoco manipulaciones para que entre a algún torneo; no se necesitan campañas marketineras para ocultar sus errores y resaltar con engaños algunas virtudes; este plantel se ganó el cariño de la gente gracias a sus logros y entrega a lo largo de más de un año. Desde aquella victoria en la bostanera, siguió con un título nacional, la eliminación de los bosteros en una copa internacional, la obtención de esa Sudamericana, otra eliminación de los bosteros en la Libertadores y ahora una victoria importantísima en la semifinal de la Libertadores. Aún falta mucho, aún faltan los partidos más difíciles y duros pero todos ya guardamos en nuestros corazones a varios de estos jugadores. Este plantel se lo ganó a fuerza de muchas tardes y noches de alegrías para sus fervientes hinchas. Su entrega y personalidad los colocó en el corazón de la gente.
La pelota va a entrar y se convertirá en el segundo gol mientras el arquero busca el milagro que lo impida

Desde temprano hubo gente merodeando el Monumental esperando que se abrieran las puertas, todo el ambiente hacía presagiar una de esas noches para el recuerdo y el nerviosismo del hincha hacía notar la imporancia de la noche. El Monumental volvió a estar repleto (uno de esos partidos que nadie se quiere perder y en los que muchos hacen locuras para entrar), en todos sus sectores había gente intentando conseguir un lugar digno para ser parte del espectáculo (por fortuna la policía no hizo locuras como el sábado pasado y se pudo entrar con cierta tranquilidad). Como empieza a ser habitual, hubo fuegos artificiales pagados y lanzados por el club mientras los hinchas hacían luces con los celulares, las canciones de aliento pasaron una atrás de la otra mientras la pelota empezó a rodar.
Una sana costumbre...

El primer tiempo estuvo lleno de impresiciones, River Plate intentó pero ambos equipos se robaban la pelota (aunque los paraguayos no lograban llevar peligro). El mérito de este equipo es que aún jugando mal empuja al rival, aún sin fútbol consigue llevar algo de peligro, si no puede imponer el fútbol, impone el carácter. Puede equivocarse y obnubilarse pero para eso está la voz de su líder para aclarar, para hacer un lavado de cabeza y para volver al segundo tiempo.
Golazos para el recuerdo y para ver las pequeñas diferencias con las que entraron en nuestros corazones

Barovero casi no tuvo trabajo (jugó mucho más con los pies que con las manos y casi no se tiró al piso) gracias al intenso trabajo de sus centrales. Guaraní tiene un 9 alto, rápido, fuerte y molesto que busca siempre su oportunidad y provocar el error de su marcador, muchas veces ganó la posición o anticipó el movimiento del defensor pero muy pocas veces pudo pasar a Maidana. Muchas veces los defensores quedaron muy abiertos y con enormes espacios detrás porque el equipo estaba muy adelantado y los guaraníes tuvieron como única chance el pelotazó para que su delantero peleara arriba, fue una noche difícil pero tanto Maidana como FM6 (increíble como se ganó el amor del hincha, su gol en la bostanera lo hizo ser de los más queridos y su gol ante Temperley sorprendió hasta al más fanático) lograron su cometido (a pesar de haber cometido algunos errores graves). Vangioni y Mercado trabajaron mucho por las bandas, tuvieron trabajo defensivo pero también acompañaron mucho en ataque, fueron una parte fundamental para abrir los laterales ante el esquema defensivo de Guaraní. Como siempre, en el trabajo defensivo fue fundamental Kranevitter para impedir el paso cómodo por el medio y Ponzio acompañó por todos los sectores. Más allá de haber estado ambos muy imprecisos con la pelota, Ponzio cada vez se muestra más como el alma de este equipo, es la voz cantante y el ariete para empezar el atosigamiento al rival (será dura su ausencia en Paraguay). El primer tiempo fue malo en parte porque Sanchez no encontró su lugar y porque Lucho Gonzalez no tiene la movilidad suficiente. La pelota se movió bien durante el primer tiempo pero el mediocampo estuvo muy estático y lento como para superar el cerco defensivo rival. El segundo tiempo mejoró mucho con el ingreso de Pity Martinez para penetrar por izquierda mientras que Sanchez se adueñaba de la banda derecha. Ambos jugadores se unieron a los laterales de su sector y se pudieron juntar mejor con los movedizos Mora y Alario. Mora le brindó lo de siempre al equipo (molestó, corrió, empujó y sobre todo fue opción para cada ataque) y así le llegó su oportunidad para convertir el segundo gol. Muy bueno fue lo de Alario si tenemos en cuenta que debutó desde el inicio de un partido jugando por algo tan importante, con una cancha llena y ansiosa. Alario se mostró movedizo, no le huyó a la responsabilidad, peleó con los durísimos centrales de Guaraní y fundamentalmente no se escondió.
El abrazo de retribuciones...

Así se consiguió este triunfo tan trabajado y que todos sabemos que aún no está terminado. Quedan 90 minutos en Paraguay, quedan 90 minutos para mirar confiados pero sin subestimar. 2 a 0 es un gran resultado y por eso habrá una invasión a Paraguay y el sueño de todo un pueblo que ama a su plantel.

Por Charro.

sábado, 11 de julio de 2015

Ni Millonario ni Gasolero, solo un pensamiento Guaraní

Un golazo para recordar

River Plate le tocó jugar un sábado porque el martes debe jugar la semifinal de la Copa Libertadores, a priori muchos pensaron que sería un partido sencillo jugar en el Monumental ante Temperley, un equipo millonario de figuras (o ex figuras) frente a otro Gasolero (ningún jugador conocido), sin embargo el partido resultó ser como varios en los cuales el hincha subestima al rival o donde el equipo superior no logra romper el sistema defensivo del equipo austero. Para ganar estos partidos hay que estar despiertos, ser efectivos en ataque para impedir la reacción, estar concentrados en defensa para no sufrir por un error, hay que estar activos para crear fisuras en el ¨sistema cerrojo¨ y no subestimar a un equipo que correrá, pegará y/o hará tiempo para achicar las diferencias. Como dijo Gallardo al terminar el partido, los jugadores salieron para ganar el partido pero es muy difícil abstraerse de lo mucho que se jugará el martes, tan cierto es que hasta los hinchas estaban con la mente en ese otro partido y el entrenador armó un equipo para sacar conclusiones para el partido del martes.
Al límite y sin perder el estilo que lo caracteriza

Ir a la cancha un sábado es atípico y así se sintió desde la previa. Una tarde húmeda con nubes que presagiaban el fin del mundo y mucha ausencia para un partido en el Monumental. Menos gente implica que el sistema de devolución de entradas de TLM no funciona, o que funciona tan mal como los operativos policiales (ayudados por una nueva ordenanza que clausura puertas de ingreso a la Centenario baja y media haciendo que todos presionen por una única puerta de ingreso y que se armen aglomeraciones innecesarias en 6 retenes policiales entrando todos (durante 4 cuadras) por un espacio angosto entre autos estacionados y vallas (¿quién pagará los destrozos cuando haya un disturbio? ¿el organizador del evento o el que piensa semejante despropósito como operativo policial?). Llegar temprano puede ahorrar problemas pero llegar sobre la hora implica tener que fumarse la mala educación, prepotencia y a una jauría de energúmenos vestidos con uniforme policial solo capaces de recibir órdenes o vanagloriarse de su incapacidad y violencia... en fin, parte del folclore del fútbol que algún día se logrará desterrar junto a los violentos delincuentes.
3 cambios para cambiar el trámite del partido... no se logró

En la cancha se notó cierto ánimo distendido o con el pensamiento en otra parte, el público estaba poco participativo y solo estuvo predispuesto para ovacionar a Cavenaghi y Gallardo. Ni Lucho ni Saviola recibieron la ovación que el regreso al Monumental después de tantos años suponía que tendrían. El partido empezó con mucha presión, movilidad, agilidad y agresividad pero esta se fue diluyendo muy rápidamente. Los buenos toques de primera y la intención de jugar rápido se iba perdiendo ante la cantidad de toques y la interminable pared de piernas rivales que lograban desviar mínimamente la pelota (pero lo suficiente para ensuciar la jugada) o alejar la pelota hasta el mediocampo donde empezaba nuevamente la jugada. Tener un rival tan cerrado servía como práctica y entendimiento del partido y sistema táctico que usará el martes Guaraní (un equipo que probablemente se cierre de la misma forma y que no se abra ni siquiera al recibir algún gol) pero el plantel millonario pecó de ingenuo y chocó contra sus propias limitaciones.
El último recurso siempre presente cuando Saviola toma el balón

Gallardo armó un equipo con gente salida del club (exceptuando a Mayada y Chiarini, quien ocupó el lugar de Barovero a último momento) y tuvo algunos puntos de alto rendimiento y otros de muy bajo. El arquero volvió a transmitir poca seguridad (tal vez sea un preconcepto del hincha) y para colmo volvió a sufrir un gol en el único tiro al arco (a mi me dejó la sensación que era un mano a mano posible de atajar), en la defensa, la zaga central fue interesante y demostró mucha personalidad y buena salida. Mammana viene demostrando que ya está para titular (algo que el jugador deseaba y sentía necesitar pero que recién ahora con la salida de Pezzella logrará tener más minutos. También es una pena que Pezzella se haya tenido que ir por la falta de minutos de juego y muy emotiva su carta de despedida), tiene mucha tranquilidad y ductilidad para salir jugando, personalidad para el mano a mano y muy buena ubicación para hacer movimientos cortos; junto a FM6 hizo un buen dúo. A FM6 solo le faltó un poco de suerte para redondear una tarde espléndida, hizo un golazo de tiro libre al ángulo que quedará en la memoria del hincha, estuvo muy seguro en la marca, salió sin problemas, no tuvo fallas y como si fuera poco, desde fuera del área fue el único que pateó al arco durante el segundo tiempo y obligó al arquero rival a tener una extraordinaria atajada. El pibe Vega fue un buen complemento (buena marca y muy oportuno y efectivo al subir, estuvo mucho tiempo de mitad de cancha hacia delante por lo defensivo que se comportó el rival pero nunca perdió la concentración. Se complicó un poco en los últimos minutos cuando el nerviosismo del hincha se trasladó al campo de juego) pero todo el sufrimiento (como era de esperarse) llegó por derecha. Gallardo insistió con Solari (¿por última vez?) como defensor y el jugador no lo siente y además carece de muchos conceptos del puesto. Retrocede mal, se deja ganar la espalda y a la hora de marcar deja que el delantero encare hacia dentro y lastime ya sea por habilidad o velocidad. No extrañó que luego de un lateral inexistente, en una jugada sucia sin peligro en 3/4 de cancha, un jugador de Temperley entrara solo ganándole las espaldas y pudiera definir ante la poco convincente salida de Chiarini. Como si fuera poco, delante de Solari estuvo Mayada (jugador muy rápido que está chocando mucho al atacar y que se distrae a la hora de retroceder) y eso provocó que Solari estuviera muy solo por ese sector (muchas veces debió llegar Mammana como auxiliar). Kranevitter fue otro que bajó su nivel (me da la impresión que necesita bastante tiempo para tomar el timming de juego, cada vez que se lesiona o vuelve de vacaciones necesita unos cuantos partidos para volver a ser el jugador que se come el mediocampo y convertirse en la salida perfecta), está muy impreciso con el balón, comete muchos fules y no es el habitual muro de contención. Por izquierda estuvo mejor la situación, ya sea con Driussi (en el segundo tiempo se perdió y diluyó) o Martínez, lograron ser un poco más incisivos pero resultaron tan inofensivos como el resto al no encontrar la llave que abriera la defensa rival.
Un tiro libre abrió el partido, un error lo volvió a cerrar

Lo más preocupante es la falta de gol y fundamentalmente de crear situaciones de gol (hubo muchas ¨situaciones de peligro si hubiera...¨ pero en concreto casi nada), Gallardo probó con 3 delanteros (el regreso de Saviola, el ídolo Cavenaghi y el pibe Boyé) pero fue una desilusión. Boyé está pidiendo ser prestado para encontrarse con nuevos retos ganando minutos de juego, Cavenaghi cada vez está más pinchado (no se tiene confianza para ganar en velocidad y eso lo limita demasiado) y Saviola necesita habituarse a un fútbol sin espacios y de mucho forcejeo y fricción. De los 3 solo Saviola intentó con algunas ideas pero tampoco logró romper el esquema y después de 2 partidos todavía no pateó al arco rival. Gallardo quiso romper el esquema a los 10 minutos del segundo tiempo haciendo los 3 cambios (el ímpetu y altura de la nueva incorporación Alario, la habilidad de Pity Martinez y la habilidad y juego rápido de Lucho Gonzalez). La solución también chocó con los errores individuales y la falta de ritmo. Imprecisiones, falta de tranquilidad, falta de decisión para patear al arco... fueron algunas de las razones para no molestar al rival. Se empujó (porque el rival estaba muy atrás), se movió al rival de un lado al otro (se movió bien la pelota hacia los laterales pero faltaba la persona que desequilibrara o que tompiera una línea defensiva y luego jugara con el compañero descubierto) pero no se llegó al arco.
Ingresó Alario, mostró cosas interesantes pero poco pudo hacer en su debut

Las actuaciones posteriores al receso pueden ser preocupantes pero también es cierto que jugar ante Guaraní tendrá otros condimentos que harán diferente al equipo y al partido. La mente está en otro lado, hay jugadores que fueron cuidados y están entre algodones. Tal vez se haya perdido el envión, la confianza de algunos resultados previos al receso, algunas piezas claves para el funcionamiento pero también es cierto que habrá que seguir poniendo fichas a la mentalidad ganadora del plantel, a la entrega y la experiencia que se sumó a este plantel. Falta poco...

Por Charro.

jueves, 9 de julio de 2015

Regresos sin victoria y a esperar

El regreso que más tiempo tuvo para mostrarse. Lo importante es que se ve que puede aportarle al equipo

Finalmente se jugó el partido pendiente por la décimotercera fecha en el único hueco que encontraron en el extensísimo y anormal calendario de River Plate. Anoche volvió el fútbol de primera división aunque poco se vio de buen fútbol pero sirvió para ilusionarse a futuro (solo falta saber si ese futuro es tan próximo como estamos necesitando). Gallardo volvió a poner a los jugadores que él considera titulares y que tiene a disposición, intenta rearmar el equipo y darle rodaje a los importantes jugadores que se incorporaron pero que les falta rodaje y acoplarse a la estructura que ya tenía el equipo. En la previa todos intentaron darle importancia al partido (como lo hicieron el viernes pasado) pero en el campo de juego, si bien se notó esa intención, también se notaron muchas distracciones porque probablemente la mente está en el importantísimo compromiso del martes. Gallardo mismo reconoció que todo se hace pensando en el martes. Con la salida de Rojas se perdió concentración defensiva y con la de Teo se perdió juego ofensivo, ahora Gallardo tiene poco tiempo como recuperar lo perdido y aprovechar las virtudes de sus nuevos jugadores. Lamentablemente, así como hace unos días se perdió a Bertolo para estas semanas fundamentales, ayer salió dolorido Pisculichi (si estuviera recuperado sería una forma de volver al gran equipo con alguien que conoce el esquema y lo que puede y debe brindar). En su lugar entró Lucho González y también fue una grata sorpresa, aguantó una hora de juego y mostró su talento intacto; se vió que al equipo puede brindarle un juego rápido a un toque pero necesitará tiempo para aceitarse en el esquema (lo único que no tiene Gallardo). Lucho le da velocidad y sorpresa cuando su pase llega a destino pero al mismo tiempo es muy peligroso perder la pelota en ese sector y con todos a espaldas, por otro lado, su juego a un toque pierde sorpresa cuando se hace rutinario.
Barovero se volvió a lucir con algunos mano a mano y fue fundamental para mantener el arco en 0

El primer tiempo tuvo como característica la falta de orden, demasiada presión del medio hacia arriba (lo mismo que nos hizo Central) y 2 delanteros molestos que intentaban aguantar el balón (a Garate se lo dejó ir hace un año y nuestro conocido Luna que está volviendo a correr), River Plate se salvó por unas atajadas de Barovero, un extraordinario partido de Maidana y el empuje de Ponzio (cada vez está mejor ubicado). Balanta se complementaba bien sin cometer tantos errores (con la pelota sigue estando flojo) pero era en los laterales donde había muchos problemas, Vangioni está flojísimo con el balón (todos los pases van a pies rivales) pero suplanta todo con entrega mientras que a Solari cada vez se le hace más evidente que no siente el puesto de defensor (lo sufre cada vez que se le acerca un delantero). El desorden es general, a Ponzio le cuesta que le hagan caso y todos los errores se lograron arreglar con entrega y la ayuda de un alma salvadora (siempre aparecieron Ponzio, Maidana o Barovero según la posición donde había que poner la última pierna para evitar el gol). En contrapartida, Sanchez intentó ser la salida y juntarse primero con Pisculichi y luego con Lucho, Martinez, en cambio, intentó por izquierda ser más punzante. Los mejores resultados se obtuvieron cuando el uruguayo se juntó con Solari para ganar la banda derecha y cuando Pity lo hizo junto a Vangioni por izquierda (siempre dejando muchos huecos atrás). El equipo siente la falta de un delantero de área aunque se perdieron varias oportunidades (siempre con más piernas en el área). Tanto se sintió que Gallardo hizo un último intento (una vez que Alfaro puso en cancha a un defensor alto y sacó a Garate) sacando a Driussi y Mora para poner a Saviola y Cavenaghi. A Saviola le sirvió para ver las diferencias con el fútbol europeo (en la primera pelota recibió un fuerte golpe que lo dejó en el suelo) pero al resto nos sirvió para ver que está bien físicamente (se lo veía rápido aunque le faltó contacto con el balón).
 Otro regreso deseado y esperado, tuvo poco tiempo pero ojalá que en el Monumental se pueda lucir

El desafío de Gallardo es gigantesco porque sabe que solo le queda un partido (que debería ganar) por el campeonato para encontrar el mejor equipo para el martes. Es una carrera contrarreloj, se ganó categoría y experiencia para partidos definitorios pero se perdió funcionamiento. Sabe que son partidos de 180 minutos pero el partido en el Monumental es fundamental ante un equipo tan defensivo como el paraguayo. River Plate sigue jugando en el campeonato pero la mente sigue estando en la Copa Libertadores. Habrá que ver si los nuevos jugadores logran amoldarse tan rápido (el viernes firmó y ya entrena Alario mientras que Viudez espera que se vaya definitivamente Teo). Para mantenerse con expectativas en el campeonato argentino hay tiempo y se puede esperar para encontrar el equipo (siempre y cuando no se pierdan muchos puntos) pero para la Libertadores habrá que hacer magia y volver a pararse sobre las virtudes intactas de este equipo (sigue siendo aguerrido y no se da por vencido aún cuando se ve complicado). El domingo será la presentación en el Monumental y no sería raro que volvamos a ver a los jugadores que regresaron.

Por Charro.

miércoles, 8 de julio de 2015

El chivo expiatorio

Jugadores bosteros y barras dirigiéndose a reunirse previo al superclásico de la vergüenza

Finalmente ayer declaró Napolitano ante la justicia. El hincha bostero que tiró el gas pimienta a los jugadores de River Plate en la Bostanera, recnoció el hecho (no le quedaba otra, no podía negar lo que se veía en una de las cámaras de Fox) y se adjudicó la autoría de todo lo que pasó ese día en la Bostanera. Con dicha declaración intenta deslindar las responsabilidades del club y de la barra. 

Durante la tarde de ayer, también apareció una filmación en la cual se ve a 3 jugadores de Boca yendo a reunirse con varios barras antes del partido ante River Plate. Esta se llevó a cabo en el estacionamiento del hotel donde concentraban los bosteros, antes de salir hacia la cancha. En dicha reunión, Orión, Gago y Cata Díaz habrían escuchado a Di Zeo y Martin cuando les ¨ordenaban¨ que saluden al terminar el partido a la 12.

Por otro lado, también se dio a conocer una escucha telefónica en la cual un referente de la barra y un supuesto hincha arreglan para que aparezca el dron con el fantasma al salir el equipo millonario en el segundo tiempo. Con todas las filmaciones y escuchas que van apareciendo, cada vez se nota más que hubo una organización para los vergonzosos sucesos de la Bostanera y también se ve la conexión de la barra en dichos hechos. Las famosas amenazas a Napolitano posteriores a los hechos parecen más una intimidación para que se haga cargo de todo y silencie cualquier conexión que una intimidación por haber dañado al club (como se quiso mostrar en un primer momento). Cada vez se hace más creíble la hipótesis sobre la relación entre la barra y todos los sucesos y el conocimiento de la dirigencia sobre lo que iba a pasar. Las escuchas por diferentes motivos (hay una escucha de unos delincuentes que robaron un camión de caudales y al mismo tiempo hablan sobre el tráfico de entradas para el superclásico y a partir de allí llegan a otras escuchas relacionadas con el partido) encontradas y las filmaciones de la TV o del hotel (que casualmente el club nunca pudo mostrar una imagen que ayudara a resolver el caso) van encaminando la nueva hipótesis aunque todavía no haya pruebas incriminatorias.

Lo más probable es que esto quede en la nada y se silencie (poco se habla del tema) pero mientras tanto siguen apareciendo pruebas sorpresivas que nos van mostrando la operatoria.

Por Charro.

lunes, 6 de julio de 2015

Refresh, retoque, renovación...

Los botones principales de la renovada página web

El jueves pasado, en medio de la presentación de los refuerzos futbolísticos de este semestre, también se informó sobre la renovación que tuvo la página de web (sigue siendo www.cariverplate.com.ar pero quedó liberado el sitio www.riverplate.com.ar, el cual te direcciona automáticamente al sitio oficial). Tuvo una importante renovación desde lo estético y visual pero fundamentalmente la tuvo desde lo informativo (por la cantidad y la forma de acceder a ella). Básicamente lo que se logró fue modernizar la página y permitir que a través de ella se pueda acceder a todos los servicios y actividades del club, ahora es más ágil y organizado acceder a la información. Además, ahora la página puede leerse en español y en inglés (el formato original y solo algunas actualizaciones).

Desde la página ahora hay un rápido y fácil acceso a todos los deportes, a una amplia galería de fotos y videos del accionar diario del equipo de fútbol, a lo que está pasando en las redes sociales, a las noticias que van surgiendo, datos estadísticos, de futuros partidos, compra de entradas, datos sobre cada jugador del plantel y cuerpo técnico, venta de productos River Plate (tanto de la tienda como promociones especiales o ubicaciones para diferentes partidos), acceso a páginas de los auspiciantes...

A los datos se puede acceder desde los botones principales fútbol (todas las categorías y modalidades), polideportivo (todos los deportes y actividades culturales del club), institucional (datos y actividades del club), socios (con los lugares útiles para el socio y acceso a los datos de la cuota del socio), entradas (información sobre ubicación y venta de entradas además de acceso a la venta) y multimedia (todas las fotos y videos) y junto a ellos también está el acceso a los esponsor, somos River, tienda River y fundación River. Además de este acceso rápido, también se puede ingresar a la información a través de links desde distintas imágenes. Una agradable portada para poder ingresar a cada sitio del club.

Se hizo el trabajo más complicado que es el de darle formato a la página y la posibilidad del rápido acceso a toda la información del club, ahora se verá si también se armó un equipo para actualizar constantemente toda la información del club y no solo limitarse al fútbol o a la venta de productos. Siempre opiné que la página es el mejor sitio para informar constantemente sobre el accionar en vivo de cada actividad y deporte federado que se está jugando (desde inferiores hasta primera división). Siempre hay autoridades de cada deporte acompañando a los jugadores y hoy es muy sencillo informar desde las redes sociales para que el resto de la gente sepa como le está yendo a cualquier deportista del club.

Una buena noticia que esperemos no sufra contratiempos y acompañe la necesaria modernización del club.

Por Charro.

sábado, 4 de julio de 2015

No fue TN

La desilusión de Bertolo al salir lesionado

Extrañábamos tanto la vuelta del fútbol y la camiseta millonaria que puede sonar muy decepcionante lo que se vio anoche pero también estaba claro que rápidamente venían obligaciones demasiado importantes sin tiempo de preparación luego del descanso. El primer semestre fue tan positivo que muchos pensaban que seríamos invencibles en todos los frentes y ayer nos chocamos con la realidad que demuestra que todo es muy parejo y que cualquier error puede costar demasiado caro.

El regreso no fue de la mejor forma y para muchos lo de ayer fue ¨Todo Negativo¨ pero Gallardo también habrá podido sacar conclusiones importantes de todo lo que pasó ayer (y hoy también porque el partido empezó el viernes pero terminó bien entrado en el sábado). Se podrá decir que quedamos eliminados de la Copa Argentina (la competencia que menos le interesaba al club por más que se fue a San Juan con el mejor equipo disponible y con la clara intención de pasar de ronda), que expulsaron a 2 jugadores (hacía mucho tiempo que no nos expulsaban jugadores), que tuvimos un arbitraje patético (malo en todo sentido pero que condicionó demasiado a River Plate con el penal y la amarilla), que a los pocos minutos se lesionó la incorporación que tenía más posibilidades de jugar (y probablemente el más necesario porque reemplazaría a Rojas. Lastimaba verlo llorar a Bertolo desconsoladamente en el banco de suplentes. Llegó muy esperanzado y si bien la lesión es muscular y aún no se sabe cuantos días tendrá de inactividad, el jugador estaba terriblemente desilusionado), el pésimo primer tiempo de Ponzio y Balanta (no lograban dar un pase correctamente y al igual que a otros jugadores, se los notó faltos de ritmo) y lo poco que hicieron Martinez (aunque estuvo movedizo), Boyé y Cavenaghi, lo mal que la pasó Maidana (estuvo muy incómodo durante todo el primer tiempo), lo caro que se pagaron los errores, la falta de definición...
 Una mala noche para Maidana, nunca estuvo cómodo

Es cierto que se quería ganar y que era un partido oficial importante pero también es cierto que es muy importante encontrar ahora los errores y apoyarse en las virtudes. Ayer Gallardo vio un pésimo primer tiempo de Ponzio (no podía dar un pase) pero hizo un excelente segundo tiempo (le dio la enorme responsabilidad de quedar como último hombre y a fuerza de oficio y coraje logró sobrellevar la situación y empujar al equipo aún estando con 2 jugadores menos), el equipo a pesar de estar con dos hombres menos durante bastante tiempo, nunca fue claramente superado y logró tener la pelota y empujar al rival (volvió a mostrar la fibra ganadora y la rebeldía para no perder), ingresó Pisculichi y lo hizo bien (se lo ve mejor fisícamente y con ganas de ser protagonista), Mora volvió a mostrar sus virtudes (entrega y presión) a pesar de estar vendido, duró muy poco pero se mostró muy interesante la dupla Vangioni-Bertolo, cuando al equipo no le alcanza con jugar bien, aparece el amor propio de los jugadores (más allá que todos podrían estar cuidándose para la Libertadores). Se nota que el mensaje de Gallardo es ganar siempre y se notó el esfuerzo permanente por ganar este partido y no darse por perdido (ni retroceder) cuando se jugó 11 contra 9 ni cuando el resultado fue adverso. La actuación de Vangioni y Ponzio ante la adversidad rozó lo conmovedor y esperanzador (hacen pensar que este equipo no se entregará en los momentos más complicados de la copa).
La bronca de Barovero por tener que buscar la pelota dentro del arco

En el partido de anoche se presentaron 2 equipos con una filosofía bastante similar (presionar bien arriba y salir rápido contra el arco rival) y su juego no fue tan diferente al que hicieron hace algunas semanas en el Monumental. La gran diferencia estuvo en el gran trabajo de Cervi durante el primer tiempo (imparable) mientras que en Nuñez había sido bien contenido. Ruben volvió a demostrar su gran momento (un delantero que nunca se puede descuidar que esta vez hizo mucho más daño que en el Monumental) y Montoya fue otro que lastimó con su rapidez por izquierda (en el primer tiempo Coudet colocó a Cervi por ese sector y aprovechó la falta de fútbol de Balanta y le ganó las espaldas a Vangioni y Kranevitter, durante ese tiempo tuvo el control de la pelota y guió como quiso a Central). Es cierto que solo tuvieron un buen dominio del partido durante 15 minutos (si bien es cierto que no llevaron mucho peligro ante Barovero) y que tuvieron otro tiempo similar en que pelearon el partido pero fundamentalmente lograron poner nerviosos a los defensores (la pelea de Ruben con Ponzio, Maidana, Balanta, Sanchez, Kranevitter provocó el penal, expulsiones, amarillas, faltas innecesarias...). Gallardo podrá hablar mucho este tema porque probablemente será la opción elegida por equipos como Guaraní y habrá que ser más inteligentes para no caer en discusiones y juego más brusco de lo recomendable.

No hay que olvidar que aún queda el campeonato local, ojalá que queden 4 partidos de la Libertadores (con 2 viajes), mínimo una copa en Japón (viajando en agosto y ojalá otra vez a fin de año) y la Sudamericana, mientras que los rivales más importantes solo tendrán el campeonato local. El esfuerzo será muy grande a pesar de las incorporaciones hechas porque será muy apretado el calendario mientras los demás tendrán mucho descanso. Lo mejor para este plantel es que pronto habrá revancha.

Por Charro.