"Se pueden arreglar campeonatos enteros, como el de Boca de Ischia." Javier Ruiz árbitro "Ehhehh, eh yo pienso de que ehhehh eeeehh (?)." DAP "No estén cagados." Daniel Passarella

lunes, 1 de junio de 2015

Una fiesta y una victoria sin jugar bien

El regreso soñado durante años...

En el deporte suele haber rachas y hay que aprovecharlas, el deporte suele depender mucho de lo mental y River Plate está aprovechando este momento positivo en el cual todos se sienten inmortales y ganadores. Ayer River Plate fue superado durante largos tramos del partido sin embargo logró aprovechar una única jugada de gol, Barovero volvió a ser figura (clave para atajar algunas pelotas imposibles y transformarse nuevamente en el arquero gana partidos), hubo muchos más momentos de lucha que de fútbol y fue evidente el cansancio. River Plate ayer ganó con el impulso ganador, con las ganas generalizada de los festejos, aprovechando hasta la última gota de nafta para llegar (diríamos que ganó con el aliento). Cuando se está en racha hasta las decisiones arbitrales hacen la diferencia (pésimo arbitraje de Pitana que nos perjudicó en las divididas, dejó pegar mucho más de lo aconsejable, que cortó mucho el juego pero no vió un penal muy claro y tonto de FM6) y hasta los errores sirven para salvar el partido.
Agradecimiento a este momento millonario...

Ayer el hincha fue a la cancha esperando la fiesta y sabiendo que despedía por un tiempo a un equipo que nos había dado unas cuantas alegrías. Era el último partido del semestre previo al receso por la Copa América y el reencuentro luego de la clasificación ante Cruzeiro, el momento para festejar un presente muy feliz, para descargar la felicidad y para ver el posible regreso de un jugador muy querido. La gente llegó con tranquilidad a la cancha y la policía se adhirió (?) al evento (es raro ver a la policía relajada y sin provocar situaciones inconvenientes). Todo estaba preparado para los festejos, para los fuegos artificiales, para ver a Aimar en el banco de los suplentes y para homenajear y darle una placa recordatoria al Chacho Coudet (otro jugador muy querido por el hincha en general). También estuvieron invitados varios ex jugadores aprovechando que terminaron la participación en sus respectivas ligas europeas o acá. Todo era fiesta y se veía la seguridad generalizada que convierte a un equipo en invencible más allá de sus falencias.
¨El momento¨...

River Plate ayer tuvo grandes falencias. Se notó el cansancio y la lucha del primer tiempo lo desgastó tanto como para ser superado físicamente en el segundo tiempo, durante grandes lapsos de los últimos 30 minutos perdió la pelota y tuvo que soportar el asedio de un rival que demostró buen fútbol y espíritu de lucha (probablemente el mejor equipo de este tramo del torneo). Central trianguló bien, aprovechó las espaldas de Mayada (tanto fue así que Gallardo debió sacar a Ponzio que estaba muy agotado y colocó a Solari para adelantar al uruguayo y sacarle la responsabilidad de defender porque no lograba hacer pie en ese sector), se cansó de tirar centros y ganar a medias, Marco Ruben ganó muchas veces pero fundamentalmente fue una molestia constante para los centrales.
Teo siempre dependiendo de su estado de ánimo. Ayer hizo un gol con una gran definición

Con tantas dificultades Barovero fue la figura (al terminar el partido dijo que debió trabajar por el descanso que sus compañeros le dieron en Belo Horizonte), sacó una pelota increíble en el primer tiempo (el delantero se agarraba la cabeza sin creer el gol que le habían sacado) y en el segundo se lució con un par de manotazos ante tiros a quemarropa, fueron jugadas puntuales que mantuvieron la victoria en los momentos complicados y permitieron que el equipo siguiera luchando para no perder puntos. El colador esta vez estuvo por la derecha (sin Mercado ni Mammana es muy complicado, Gallardo se la jugó por Mayada, un jugador más ofensivo pero debió volver a probar con la poca seguridad que le transmite Solari, un cambio que logró que el 4 sea quien mandara el centro que conectó Boyé al palo y Mayada estuvo en el área chica para el rebote y convertir así su primer gol oficial con la banda) mientras los centrales intentaban aguantar los desbordes y los constantes e incontables centros que llegaban al área y los busca pies al punto penal. Maidana y FM6 se cansaron de pelear con los delanteros (muy molestos y con muchísimo oficio) y necesitaron de mucha concentración para no perder en ningún momento del partido. Vangioni esta vez estuvo más seguro en la faz defensiva y sus participaciones ofensivas también tuvieron algún riesgo. En el medio se extrañó mucho a Sanchez. Ponzio mostró su habitual entrega pero se lo vio cansado y muchas veces llegó a destiempo (lo mismo le pasó, en menor medida, a Kranevitter), ambos jugadores vieron la amarilla por faltas bastante violentas pero fueron más bien producto del cansancio y la falta de timming. En ese contexto volvió a ser importante el trabajo de Rojas que por momentos funcionó como rueda de auxilio para correr y desagotar un poco el asedio (sirvió especialmente en el primer tiempo cuando todavía se podía conseguir el balón). Pisculichi volvió a mostrar una leve mejoría a su pésimo semestre (la asistencia en el primer gol tuvo su sello pero luego debió unirse a la lucha por recuperar el balón más que a mantenerla, tuvo una tarea de entrega en el mediocampo y no pudo ser determinante en ataque) y nuevamente fue Teo el jugador más efectivo (gran definición en el gol pero no pudo repetir en otra oportunidad que tuvo) y que mejor peleó por llevar peligro. Lamentablemente Cavenaghi volvió a tener una tarea deslucida y siguió sin mostrar su oportunismo (en estos partidos de pura lucha física o de alguna posibilidad para ganar en velocidad son claramente situaciones en las que sale perdiendo). Un partido que se presentó muy complicado, en el que hubo que cambiar a Cavenaghi para darle presión a la última línea de Central y buscar que Boyé aguante un poco el balón ante un pelotazo defensivo, luego fue el turno de sacar a Ponzio (está entregando todo lo que tiene y no llega a más de 70 minutos) y finalmente salió Pisculichi para desatar la alegría de todo un estadio que estaba esperando el regreso de Aimar.
Ni una falta le sacaba la sonrisa de la cara. La pelota siempre cerca de sus pies.

La fiesta estuvo armada para ese momento y Gallardo cedió a esa expectativa (probablemente recordó de ese momento que le privó Cappa cuando no lo dejó despedirse del Monumental jugando, este era el momento inverso, el momento del regreso) haciendo ingresar a Aimar (una alegría a la que se podría sumar el regreso de Aguirre, quien ayer volvió a la reserva y Gallardo pretende llevarlo a Formosa para la copa). La explosión inicial de los 60 mil espectadores se mantuvo en alto porque Aimar entró mostrando algunos toques de distinción, movilidad y todas las ganas guardadas durante meses, entró con la felicidad de la persona que sabe lo que está viviendo y que disfruta de estar cumpliendo un sueño muy costoso (más allá que muchos sigamos teniendo la espina que no haya venido en el momento necesario). Con Aimar en cancha nadie pensó en cuanto puede durar este sueño, cuanto puede llegar a sumarle a este equipo, ni en lo que no pasó en el pasado; todo quedó suspendido para disfrutar y recordar aquellos momentos felices que nos regaló y esperamos volver a ver algunos de esos toques de distinción que tiene y puede dar con sus pies (fue tan extraño todo que pareció un partido despedida, jugó relajado y se dio el lujo de besar al juez de línea en un córner).
La sonrisa dibujada en cada jugada

Una tarde que quedará en la memoria de los hinchas, una de esas fechas especiales que se sumó a este momento feliz para tantos hinchas que sufrimos de más durante los años más negros de nuestra historia. Bienvenido este momento, a disfrutarlo y esperemos que se prolongue después del necesario descanso que nos espera después de estos partidos por copa Argentina y previo al receso.

Por Charro.

6 comentarios:

gabriel dijo...

Podian seguir jugando 2 dias mas que no nos iban a hacer un gol.Mas alla de que si se exigio a Barovero, ni Ruben ni Niell, que son los que la pueden meter de verdad, tuvieron una oportunidad de estar solos o comodos en elpartido.Todo fue forzado para ellos.Y eso fue, hay que reconocerlo, enorme merito de Maidana y FM6, que ganaron todo, sobre todo este ultimo.Es impasable, y saco y corto y barrio todo lo que estuvo a su alcance.Ah!penal??eso fue simulacion de ruben, era para amarilla al 9.Fue un chequeo perfectamente legal y el se desparrama en el area simulando un golpe.Debio ser amonestado.Claro los antiRiver en los medios ni siquieran repiten la jugada y se detienen a observar.Solo hablan de codo,codazo que debio ser roja directa, que jugo regalado y tanta basura mas.Invento total.
Cambiando, Boye en 10 minutos hizo mas que Cavenaghi en todo el partido.Pide pista el pibe.
Aimar?Me hubiese conmovido 4 años atras en un momento distinto.Hoy hasta yo juego bien, con este equipo.

Agustín Ovejero dijo...

Se ganó un partido complicado. Minorizar al rival es entrar en la lógica vouster del negacionismo. Estuvimos varios tramos del partido contra las cuerdas y Barovero tapó pelotas importantes. Central tuvo 15 tiros de esquina.

Concuerdo con que los ánimos y el físico están al límite y eso que tenemos un partido menos. Los reemplazos a veces no cumplen, y si encima le sumamos las fortuitas lesiones o falta de jugadores que llevan a pegar constantemente volantazos tácticos, zafamos y ganamos como bien dijo Charro gracias al empuje y la buen racha.

No concuerdo con Gabriel. La falta se reiteró por televisión tres veces y la última con aumento; el codazo de Funes Mori es evidente y siempre hay exageraciones de parte de los delanteros pero el golpe vino primero. Además en una falta en el segundo tiempo antes de ser sancionada toca la pelota con la mano. Que sea Pitana el árbitro no tengo ni idea si es karma o cosas locas del fútbol, pero ayer FM6 demuestra ser un jugador mejorado técnicamente pero indisciplinado, hace faltas alevosas estando en ventaja y debería haber sido expulsado.

Lo de Aimar es un premio a su esfuerzo. Yo diría que con este parate puede entrenarse bien y darse un lindo recambio para las competencias que se vienen.

Anónimo dijo...

Hermoso todo, y lo más lindo fue disfrutar luego, más relajado, del partido de los bostis...
Fue impagable verlo a ¨Rock´n´roll¨ Osvaldo comerse un gol hecho...a ¨Malaleche¨ Orión comer pasto 2 veces...a ¨Putita¨ Gago poner cara de dolobu ante el árbitro...la sonrisa inventada del ¨Asco¨ Arruabarrena intentando hacerles creer a los periodistas que ¨en Boca está todo bajo control¨...
Tienen como para hacer 3 equipos pero les falta un DT...para cuándo la chance al Diego??
Marcelo - CABA

Anónimo dijo...

2 preguntas que quisiera que alguien responda:

1- Porqué se liberó a SANCHEZ cuando faltaban 3 PARTIDOS OFICIALES??? Ahora se fue TEO, a falta de 2 partidos. Los europeos también hacen semejante mamarracho? Alguien vio a Messi en Rosario?

2- Porqué usamos la SUPLENTE??? Imposición del sponsor??? La titular se diferenciaba mucho mas de la de Central que la roja...no entiendo...

Desde ya muchas gracias...

Marcelo - CABA

Anónimo dijo...

Partido bravo, los muchachos de Central nos hicieron sudar la gota gorda. Creo que efectivamente el cansancio físico y mental debe haber jugado su parte. Vale el resultado, la actuación de Barovero y la defensa (sacando a Mayada que evidentemente no siente el puesto) el toque de Piscu, la definición de Teo y el ratito de Aimar (lástima no entró el cabezazo de Boyé, un verdadero cañonazo, el píbe tiene una sal pobre, pero merece las chances)otra vez destaco lo de Rojas (vamos a sentir mucho su ausencia)
A descansar estos días, preprando lo que viene y mirando el mercado de pases. Sabemos que se va el Chino, ahora hay que saber si River va a vender algo para meter plata. Si me preguntabas hace 15 días te decía que el candidato era Teo, pero en todo caso si él quiere irse debemos traer un delantero bueno con gol y jerarquía. Algunos hablaron en comentarios anteriores de Falcao (me parece imposible) Saviolita? es una opción, sino me gusta Larrivey, tiene técnica, cabezazo. Insisto si podemos traer a Rigoni y un lateral
NIcolas Salerno Ercolani

Anónimo dijo...

A Falcao lo estamos apretando para que venga. Es evidente que si viene y gana la copa con River, mas venganza a la Juve en el mundial de clubes, o bajada de copete al Barça de Messi... relanza su carrera que viene en caída libre(?)
Se vuelve a hablar de Saviola ¿que piensan los sobrios del hormigón? a mi ni fu ni fa(?), preferiría a Lucho Gonzalez o a Pipita Higuaín, que se yo.

Riverista