"Se pueden arreglar campeonatos enteros, como el de Boca de Ischia." Javier Ruiz árbitro "Ehhehh, eh yo pienso de que ehhehh eeeehh (?)." DAP "No estén cagados." Daniel Passarella

viernes, 28 de octubre de 2016

Resultado mentiroso... pero estamos en semis

Un gol muy oportuno...

Si uno escucha que River Plate ganó 3 a 0 vs Unión de Santa Fe, podría pensar que se jugó un partido sencillo en Mar del Plata y hasta se podría pensar que se jugó muy bien. La verdad es que ambas aseveraciones no serían reales. River Plate volvió a jugar muy mal y varias veces mereció que le empataran el partido. Ambos equipos tuvieron varias situaciones de gol muy claras pero la diferencia fue que River Plate concretó 3 de ellas (la primera en los primeros minutos, la siguiente faltando 30 minutos y la última en tiempo adicionado). Podría decirse que durante largos minutos del partido (especialmente en los primeros 20 del segundo tiempo) River Plate fue dominado o controlado por el rival y hasta fue un milagro mantener la victoria. Hubo situaciones límites que marcaron el partido y el resultado (el gol en los primeros minutos, las lesiones, la falta de Batalla fuera del área no cobrada, el travesaño que nos salva, el segundo gol en uno de los momentos más complicados, la caída anímica santafecina ante el segundo gol).
Martinez desbordó varias veces y sirvió mucho al juego del equipo

Sigue siendo el mismo equipo irregular (casi se podría decir que es un equipo que regularmente juega mal) que puede ganar o perder en cualquier momento del partido porque no es firme en defensa, no tiene juego y hay poca conexión con sus delanteros pero tiene amor propio, calidad individual e instinto ganador. Así está el presente millonario (por lo menos hasta que encuentre un estilo de juego, todos sus jugadores recuperen su nivel y encuentre algunos nuevos valores que le entreguen lo que les está faltando), por ahora no tiene recambio de calidad (salvo algunas sorpresas momentáneas como Rossi el sábado pasado o Arzura ayer) ni variantes.

Ayer Batalla volvió a tener buena suerte. No irradia seguridad (pero cada vez toma más confianza), comete errores que podrían ser graves pero no le meten goles y salva las situaciones complicadas. Calcula mal los centros pero se queda con la pelota, puede patear mal la pelota y darle el balón a un rival en el mediocampo pero la situación de peligro se diluye, puede dar rebote pero se las ingenia para quedarse con la pelota... en un arco complicado y sin recambio logra que no se le pueda recriminar perder puntos y se le deba agradecer por mantener el arco sin goles. No es poco. La defensa volvió a ser un dolor de cabeza, no solo por como jugaron sino por la lesiones (fundamentalmente la de Maidana) y por la falta de recambio. Cuando Gallardo armó el banco de suplentes ya se sabía que no había defensores ni variantes creativas (2 jugadores números 5 y 3 delanteros) pero tampoco se esperaba sufrir 2 complicaciones (se lesionó Rossi, el peón capaz de jugar en defensa ante cualquier contingencia). Ante la lesión de Rossi (que jugó por la lesión de Fernandez) entró Domingo para acompañar a Ponzio en el medio pero ante la lesión de Maidana, Ponzio debió jugar de central con Mina (daban pocas esperanzas defensivas pero extrañamente lograron dar seguridad) y Domingo con Arzura se convirtieron en el tapón del mediocampo (¿quién sería el encargado de llevar la pelota? ¿quién quitaría la pelota la entregaría limpia para iniciar un ataque limpio?). La sorpresa la dio Arzura al tomar el timón y convertirse en una pieza interesante y peligrosa a la hora de atacar. Ante la presión santafecina, Gallardo optó por sacar a Andrade y poner a Mora para tener un ataque rápido, buscó robar el balón y que sus 3 delanteros (no había muchas más variantes en el banco) ganaran en velocidad aprovechando la necesidad del rival.
Rossi no tuvo un buen partido y para colmo no pudo jugar el segundo tiempo

Moreira y Casco volvieron a ser ofensivos (tal vez con menos efectividad) pero volvieron a perder mucho a sus espaldas. Unión tampoco tuvo al delantero que rompa los esquemas o que complique a Maidana o Mina pero tuvo un juego colectivo que varias veces superó a nuestro equipo (muchas veces por deficiencias nuestras). Los centrales no tuvieron la mejor noche (especialmente Mina) pero se las arreglaban para mantener el arco invicto hasta que Ponzio (con su habitual personalidad y espíritu de lucha que se agranda y multiplica cuando la situación más lo requiere y nos pone al límite) logró controlar al rival. Al bajar Ponzio de central y quedar las duplas Domingo-Arzura como tapones y Martinez-Andrade como creadores de fútbol parecía que se vendría una noche oscura y triste pero el milagro del fútbol (?) apareció. Ni Ponzio-Mina hicieron agua, en el medio bancaron la parada y ante la salida de Andrade y el gol de Arzura, River Plate encontró los espacios para salir de contra y jugar rápido (tuvo varias chances para ampliar el resultado, hecho que se consiguió recién a los 47 minutos).
Andrade no logra desbordar con su habilidad ni juntarse con quienes podrían ayudarlo en el manejo del balón

Gallardo no quiere que se lesione Andrade ni está respondiendo como podría hacerlo (choca demasiado y no tiene química con Martinez), así que optó por sacarlo y dejó a Martinez (que como siempre pide la pelota, se compromete con la defensa por su lateral y juega muy vertical) que tuvo muchas situaciones positivas y negativas. Esta vez la balanza volvió a ser positiva (los 3 goles fueron por centros suyos y hubo otras jugadas de riesgo que llegaron por sus desbordes). Arriba, Diussi volvió a ganar de cabeza por anticiparse a su defensor (hoy ya se puede decir que una de sus virtudes como delantero es saber ir al encuentro de la pelota y ganarle la posición al defensor de turno) y Alario sigue en su bajo nivel (todos festejamos su gol al último minuto porque podría significar que le devuelva la confianza que había perdido). Mora también entró con mucha movilidad y fue de gran ayuda en momentos que se necesitaba tener la pelota y llevar peligro al arco rival (especialmente para sacársela al rival que estaba muy agrandado porque no se la podíamos sacar ni atacar).

Como venimos diciendo, jugando mal es muy posible perder pero ganar los partidos podría servir para ganar tiempo y encontrar el rumbo perdido. En estos partidos eliminatorios, ganar se convierte en fundamental sin preguntar mucho como se logró. La realidad es que sin tantas esperanzas, este equipo vuelve a colocarse en las instancias finales de una copa y todos rogamos que podamos ganarla para jugar el año que viene otra vez la copa Libertadores y poner en nuestras vitrinas una copa que aún no tenemos.

Por Charro.

9 comentarios:

gabriel dijo...

Insisto con algo que en su momento me quejé....Volvimos a prestar-regalar a los pibes del club,y luego padecemos sus ausencias.¿Donde esta Vega ahora? Tiene siquiera minutos?La falta que haria. Por mas que sea un central zurdo.No aprendemos mas.
Y bueno, en estas instancias a todo o nada, otra vez.Veremos. No debemos perder el tren del Campeonato asi que el domingo a ganar.Vamos River carajo!!!!

Agustín Ovejero dijo...

Buenas!

Una nueva edición de River contra Deportivo Correr... Y otra vez el banco nos salva.

No voy a agregar nada a lo que ya dijo Charro sobre el partido anoche (impecable, las mismas sensaciones). Sin embargo, voy a observar un par de cosas que considero positivas: La primera es que no se si notaron que en un fútbol tan ordinario como es el argentino actualmente, pegarse al ABC te hace sobresalir; con esto quiero decir que cuando Domingo empezó a cortar y jugar a un toque y Arzura hizo las veces de auxilio y despliegue, ya sea relevando a los laterales o lanzándose en ataque, River fue otra cosa. La experiencia y el criterio de Mora también hicieron lo suyo Ponzio de 2 anoche terminó de anticiparse de cabeza siempre. Así vemos que dos jugadores que estaban muy fuera de los planes de jugar para Gallardo terminan salvando el día. Esto es lo que hace la competencia (y lamentablemente las lesiones también sacuden la modorra y dicen que nadie tiene comprado el puesto y nadie tendría que relajarse.

Anónimo dijo...

20 minutos de fútbol...
70 minutos pum para arriba y a la carga Barracas...
Vosterización futbolistica y cultura del aguante...
La suerte puede salvar a veces y espero la tenga este equipo...
La mentira en el 99% de los casos tiene pata corta (como en el semestre anterior).
A River le cuesta jugar con oficio, jerarquia y equilibrio entre lineas...
Y seguimos con los lesionados:
_ Larrondo,
_ Lollo,
_ Maidana,
_ Rossi...

Una mala racha que no se termina más.
¿Preparador físico? ¿Cuerpo médico? ...¿¿¿¿ ????

P.D.: No tenemos arquero. ¡ Volvé Trapito !

ML dijo...

Gabriel, además se vendió a Pezzella y a Mammanna, dos buenos jugadores -y jóvenes- por lo mismo que costó Lollo -grandecito y roto

Anónimo dijo...

Comenzó la racha de lesiones que suele aquejar al equipo de Gallardo después de cada pretemporada? Arrancó 2 fechas más tarde, 4 si se tiene en cuenta que la Copa Argentina empezó un poco antes del campeonato.

Este plantel esta armado horrendamente, si lo que pretende Gallardo es tener la pelota al estilo Barcelona se olvidó de comprar dos jugadores que sepan tener la pelota. Ninguno de los que terminaron anoche y los que quedan para jugar los próximos partidos tienen esa característica. Igual lo peor de todo es la lesión de Maidana, para peor si Ponzio juega de 2.

Saludos
Aledb

Marcelo ( Cole es de River) dijo...

Gente
me daba bronca y enojo ver a River tirando bochazos para que la pelota volviera al instante, gracias que el tatengue no aprovecho todas las ventajas que dimos, muy preocupado y lo peor que me empiezo a resignar con que esto no va a cambiar a corto plazo a no ser que alguien se destape, lo que dudo mucho.
Repito, que Teo se ilumine contra los bostis!
Saludos

Anónimo dijo...

¡ Memoria y Evocación para los Campeones de América 1986 !
Hoy se cumplen 30 años del Primer Grito Continental de la mano del Bambino Veira y aquel equipo místico, ganador y valiente en todas las canchas.
Aquel gol del Búfalo Funes ante el América de Cali en la lluviosa noche del 29 de Octubre de 1986 merece el más alto recuerdo, el festejo más grande en la historia de River ante un Monumental inmenso con 70.000 hinchas gritando por la ansiada victoria.
Un plantel excepcional que fue Campeón Argentino, de América y del Mundo.
Uno de los mejores equipos de la Historia del Fútbol Nacional.
Recuerdo inolvidable de un tiempo que ya no volverá.

29/10/2016 ...a 30 años del Primer Titulo de América.

Marcelo ( Cole es del RIVER ) dijo...

Me sumo al reconocimiento de ese gran equipo que saldo la deuda que un club tan importante como el nuestro no merecía tener, gratitud eterna a todos ellos...

gabriel dijo...

Termino el primer tiempo contra arsenal e increiblermente contra un equipo que no juega a nada mas que al pelotazo al vacio y a correr y dividir la pelota permanentemente, nosotros tenemos 3 amonestados y ellos 1 solo. Increible. Los peores enemigos de River Plate son los arbitros, no hay duda de esto. Encima nuestra pasividad nadie reclama nada no hay un guapo que increpe al payaso de amarillo. Arsenal pego y molesto todo el primer tiempo y botinelli, limpio, el 4 deberia estar afuera por amarilla por tumbarlo a Casco de atras cuando este iba a entrar al area, minuto 17, pero nada....Al final amarillo invento contra el paraguayo, tiro libre incluido fuera del tiempo reglamentario, ya 1:26 jugado, y da 1 minuto mas, y cuando River tenia la pelota al minuto 2:10 lo termino al partido. Increible, nadie observa a estos soretes. Y a Arzura qusiera saber porque le cobro el foul, no ya el invento de la amonestacion.Encima nos ibamos al gol y corto la jugada. Nos tiran a matar y no hacemos nada para defendernos.Re-caliente.