"Se pueden arreglar campeonatos enteros, como el de Boca de Ischia." Javier Ruiz árbitro "Ehhehh, eh yo pienso de que ehhehh eeeehh (?)." DAP "No estén cagados." Daniel Passarella

lunes, 24 de abril de 2017

¿Displicencia? ¿Ineficacia?... oportunidad desperdiciada

Un lujo que pareció innecesario y costó muy caro

El semestre pasado fue un punto de inflexión por lo mal que se jugaba y la falta de ideas en ataque, los partidos ante equipos chicos que no salían a atacar abiertamente se complicaban y nos hicieron perder puntos muy importantes de local. El primer partido del semestre frente a Unión había sido un punto de inflexión por lo mal que se jugó y por como nos alejaba del campeonato de una posible futura copa internacional. El nuevo River Plate de Gallardo (que tardó más de 1 año en armar) encontró su idea de juego (o logró que finalmente ejecute su idea) y ahora el único problema parecía ser encontrar un mejor equilibrio o coordinación entre el juego de ataque y defensa, sin embargo ayer apareció uno de los inconvenientes que debe sortear un equipo que se sabe superior o capaz de hacer cosas diferentes; ayer pareció que River Plate sobró el partido, pareció soberbio sin haber liquidado el partido. Gallardo quiere que el equipo aprenda a cerrar los partidos, que mantenga la pelota con calma y la ¨esconda¨, que el rival no sea capaz de lastimar, pretende un equipo inteligente capaz de ¨aguantar¨ la presión pero listo para salir rápido de contra o de mover con rapidez la pelota para que el rival no la encuentre. Para jugar de contra se necesita estar seguro en defensa y que el rival ataque (Sarmiento se mantuvo ordenado y no quiso atacar), para esconder la pelota hay que mover mucho la pelota, cansar al rival y golpear cuando el rival se descuida... a River Plate le faltó el golpe de knock out.
Matinez Quarta se afianza...

River Plate volvió a dar una demostración de presión y de jugadores en constante movimiento haciendo que la pelota vaya de un lado a otro pero siempre hubo una jugada de más en lugar del tiro limpio al arco. River Plate se complicó solo y no tuvo tiempo para reaccionar (el empate llegó faltando 10 minutos) porque este River Plate todavía no aprendió a jugar apurado, no aprendió a ser vertical o frontal (más cuando Gallardo sacó a Martinez y se quedó sin un referente como Alario para el cabezazo en el área).

El problema del empate (o la victoria regalada), además de los obvios puntos perdidos, es que se termina con una racha ganadora que generaba mucha confianza, permite que se acerquen una buena cantidad de equipos que están jugando bien y quieren pelear por un lugar en las copas (ante el cansancio que llegará en mayo, es fundamental seguir sumando puntos que nos den un pequeño respiro) y fundamentalmente se le dio aire a los bosteros que vienen perdiendo muchos puntos y se llenan de dudas y temores.
Un león, un líder...

River Plate, como todo equipo en formación (el tiempo que demora en formarse debería ser una enseñanza para la dirigencia que desarmó un plantel campeón sin preocuparse en hacerlo de a poco y previendo sus reemplazos) tiene varias fallas que deberá ir corrigiendo pero además se encuentra con los ¨problemas extras¨, esos problemas que no están en los planes previos. Para empezar este plantel no cuenta con la mínima cantidad de arqueros (un titular que podría ser suplente, un suplente lesionado y un tercer arquero demasiado inexperto y joven). Es muy peligroso que sea expulsado o se lesione y también lo es que no sienta la competencia por el puesto. El segundo problema es que Maidana está muy lento (ahora dicen que no se curó de la lesión que lo viene complicando hace varios meses) y esto repercute mucho en su juego pero lo peor es que se puede agravar y dejarlo afuera por varios partidos (partidos definitorios). Claro está que si juega a media máquina es porque Gallardo ya no confía en Mina (especialmente porque también bajaría el nivel de Martinez Quarta), tampoco en Lollo (tal vez fuera de ritmo aún o mal recuperado de la lesión) ni en Montiel (lo va a ceder para la sub-20 así que no tiene mucho sentido que él sea la solución). Ya sabemos lo que Moreira y Casco pueden darnos (mucho ir y acompañamiento en ataque dejando grandes huecos defensivos y la manía de presionar poco a los jugadores rivales que atacan por sus bandas) pero tampoco hay grandes soluciones en el banco. Ayer Batalla atajó bien pero en el gol dejó toda la sensación que debió salir a cortar el centro, los laterales jugaron un buen partido en ataque pero erraron mucho en defensa, Maidana cometió muchos errores no habituales pero fue muy bien salvado por Martinez Quarta (muy buen partido) y Ponzio salvó muchas contras por su muy buena ubicación (además de la extraordinaria actitud de anticipar siempre al rival pensando que recuperará la pelota). Más allá de algunos sofocones en el primer tiempo, en el segundo todo parecía controlado hasta que en el aire se empezó a sentir una extraña sensación de estar perdiendo muchos goles y que en cualquier momento habría una jugada desafortunada que nos haría pagar muy caro esa ineficacia ofensiva.

En ataque el equipo mostró lo mismo que en su racha de 7 victorias consecutivas, mucha movilidad de los jugadores y de la pelota, agresividad, toques rápidos, cambios de frentes permanentes, rapidez para pasar por detrás de los defensores, búsqueda permanente de espacios vacíos y ser receptor del pase... todo muy lindo y bueno si no fuera que todos querían el lujo (inexplicable la definición que Auzqui intentó hacer de chilena) o sumar un pase más a las buenas jugadas colectivas. El desgaste que están haciendo especialmente Fernandez y Rojas lo están sintiendo mucho en los últimos 20 minutos (ayer daba toda la impresión que el cambio debió ser Palacios por Fernandez y no Auzqui por Martinez... solo una sensación incomprobable). Alario fue el único que tuvo un partido flojo en ataque y hasta Mora entró picante para desbordar pero no alcanzó ante la ineficacia frente al arco (al margen de la buena tarea de Chiarini).
Nacho es mucho despliegue y sobresale cuando consigue juntarse con sus compañeros

La verdad es que si el campeonato hubiera empezado este año, estos puntos perdidos se lamentarían y darían bronca pero sabríamos que hay revancha, el haber empezado tan atrás provoca que estos puntos deban ser una lección y además se lamenta por todo lo que dejamos de provocarle a los bosteros (un regalo demasiado caro). Veremos que nos deparan las próximas fechas.

Por Charro.

7 comentarios:

Mario de Balvanera dijo...


Creo que no hay nada (o muy poco) que Charro no haya dicho.
Lo triste de todo esto es que se confirma, en un momento en que estábamos para dar el "gran salto", algo que dije hace un par de partidos atrás:
RIVER "BOLUDEA" DEMASIADO CON LA PELOTA.
Fue, precisamentre contra Godoy Cruz que lo dije.
Después, los resultados esconden o disimulan todo lo que uno pueda decir.
Hace varios partidos que RIVER provoca o genera cerca de 20 oportunidades de gol en los 90 minutos y concreta sólo una o dos.
Y la mayoría de las veces (si no todas) termina "cerrando" el partido con el silbato final.
Pruebas al canto:
Con Tigre 2-0. El 2do gol a los 79 minutos.
Con Quilmes 2-0. El segundo gol a los 86.
Godoy Cruz 2-1. Segundo gol a los 83.
Belgrano 2-1. Segundo gol a los 70 minutos.
Lanús 3-1. Parecía que nos comíamos a los chicos crudos. Ahora resulta que a Lanús, el "equipo maravilla", le gana Deportivo Ciencia y Sudor. Bueno, con Lanús, el segundo gol vino a los 78´... y el tercero a los 92.
RIVER termina siendo, en términos capitalistas, INEFICAZ.
Gana, pero demora mucho en obtener el producto final.
Y, como dicen las viejas, "el tiempo es oro".
No meterle 2 goles por tiempo al rival OBLIGA a estar atento y a desplegarse físicamente los 90 minutos.
Con un 3-0 a los 10 minutos del 2do. tiempo... los partidos SE CIERRAN AL TROTE.
Ahora voy a decir algo que me vengo guardando hace rato y después pueden hacer cola para putearme: NO ME GUSTA ALARIOOOO !!!
Me hace retroceder 40 años para encontrarme con otro jugador que me cansé de putear: Leopoldo Jacinto Luque.
Son esos tipos que erran 70 goles fáciles por partido y después terminan haciendo un gol imposible, con un rebote en la parte trasera de la pantorrilla a los 93 minutos y en una final.
Y la tribuna delira.
Mientras tanto, yo me tragué un millón de puteadas para no agarrarme a piñas con todos los que me rodean en la tribuna.
Encima, creo que al pibe se le subió el pase a la cabeza.
Desde que se dijo que tiene futuro europeo (o chino) no es el mismo del semestre pasado.
Ya no está en el entrevero.
Ya no se coloca en el lugar clave para sacar el remate necesario frente al arco.
Ahora juega "de afuera" y no "en la olla".
Y ensaya BOLUDECES ... como tratar de definir de chilena, en vez de pararla y romperle el arco con una media-vuelta.
Dejalo ahí.
Otro tema: ¿tan malo es Mina que juega en la Selección ecuatoriana y no pisa el banco de RIVER?
¿O pasa algo raro con el morocho?
Párrafo aparte para Chiarini: ARQUERO de EQUIPO CHICO.
Todas las veces que nos enfrentó con Instituto y ahora con Sarmiento, era "la Araña Negra".
Cuando tuvo que ocupar el arco del MÁS GRANDE fue "Julito Manos de Manteca".
Un Sand con guantes.
Espero que vayamos aprendiendo de esto, porque estas cosas después se pagan caro.
Gallardo, a pesar de lo caprichoso que es, tiene el mérito de capitalizar positivamente estas cosas.
Se abre el turno para putearme por Alario...
Abrazo millonario !!!
...

Marcelo ( Cole es de RIVER ) dijo...

Gente
con bronca con lo de ayer, una pena, pero lo dejamos escapar nosotros solitos, los partidos se definen por goles, después hagan los chiches que quieran....Mario se anticipo con el comentario de Chiarini, me lo saco del buche, nada que decir.
Abrazo de gol millonario.

Nico dijo...

Charro, para mi no fue displicencia ni canchereo, pero pareció. Me explico: este River juega así. Es lo que quiere Gallardo. Pueden existir decisiones individuales "cancheras" como la no-chilena de Auzqui o alguna cosa extraña de Mora (jugadores "cancheritos" por naturaleza). Pero a mi entender, ese "toque de más" (el grupal, no el individual) es el que distingue al juego de este River. Sin embargo como esta vez River no fue contundente (en palabras de Gallardo, no capitalizó las numerosas llegadas de gol que tuvo), pareció canchereo, displicencia o lujo innecesario (que si lo trasladamos a la filosofía, el "gasto improductivo" es tan vital como cualquier necesidad básica).

Y me sumo a Mario en dos cosas. (1) Algo pasa con Mina y no es futbolístico. (2) Alario. Yo lo amo (?) a Alario, pero hay algo que hace mal y perjudica el juego fluido de este River: no sabe pivotear a un toque (recuerden a Trezeguet o al último Cavenaghi). Algo que si hace bien Driussi, por ejemplo. Me podrán decir "no es su estilo", ya que prefiere aguantarla, cagarse a palo con los defensores y darse vuelta...puede ser. Pero es justo esa faceta, a mi entender, la que no le está siendo productiva al equipo ni él (en menor medida a él, ya que siempre se las rebusca para meter un gol). Debería trabajar y mejorar en eso el Pipa. También hay que mejorar la inteligenica colectiva: cuando no se puede entrar haciendo paredes, hay que tirarsela a Alario. De diez veces que pica al vacio, se la tiran tres o cuatro nomás.

Ayer no lo liquidamos debido al partido flojo de Alario y del Pity, ambos anduvieron erráticos con la pelota en los pies (justo los dos que salieron). También hay que darle algún mérito a Chiarini que estuvo bastante bien (aunque la única difícil que sacó fue la de Alario). A mi entender, ya que soy arquero (?)

A pesar de todo esto, pienso verdaderamente que el campeonato todavía es una gran posibilidad y jugando así, tenemos más chances que la mayoría.

¡Salud!
@nicolinov

Nicolas Salerno Ercolani dijo...

Ayer creo que todos vivimos una sensación que con el millo hemos conocido en millares de partidos "hagamos otro gol y cerremos este partido que estos muertos en una pelota parada lo empatan"...dicho y hecho. Creo que tanto Nico como Mario (también Charro) dicen cosas ciertas: este River "toquetea" porque se siente cómodo jugando así, y sufre esa misma forma de juego.

Lo que se lamenta es que era una gran oportunidad para seguir descontando puntos a los primos, ya sea para disputar el campeonato/robarles a ellos, ya sea para robarles el campeonato a ellos, ya sea para meternos en zona de copas (tengo la intuición que esa es la verdadera meta de Gallardo y aquí se abre nuevamente la polémica respecto de la planificación del DT en relación al campeonato local)

Acuerdo mucho con el análisis de Charro respecto de las zonas "flojas" del plantel actual (arquero, defensores, marcadores de punta. Yo agrego: Sin Ponzio River no tiene 5, porque entre Domingo, Arzura y Rossi no hacemos uno en serio)

En fin: todo termina "relativo": contento con ver un equipo que juega bien, pero no tan contento con la pérdida de oportunidad, con los desaciertos de armados de plantel, pero contento con la expectativa de la copa (en relación a este último tema, tengo cierta información que Gallardo quiere aprovechar la duración de la copa, clasificar y llegando así a mitad de año, convencer a Alario de jugar la ronda eliminatoria y traer un par de jugadores de "nivel europeo" -Enzo Pérez? Chori Dominguez? - para la segunda parte)

Anónimo dijo...

Desde el punto de vista del juego, creo que hay poco para reprochar, por la actitud y por el trabajo hecho, no quedan dudas que el empate fue un castigo.

Hay ciertos déficits de este equipo, comparandolo con el 14-15 del mismo Gallardo, que son el juego aéreo y la solidez defensiva. Los laterales dejan mucho que desear y en altura se complica, tanto en defensa como en ataque. Eso quita variantes y agrega riesgo.

Otro cambio que no trajo seguridad es el del arquero, Batalla esta mejor que el año pasado, pero se come muchos goles, en parte por la defensa, en parte de los hace solo (caso Godoy Cruz).

Obviamente que no puedo coincidir con Mario con respecto a Alario, no sólo hizo casi una decena de goles importantísimos, sino que marca muy seguido, desde que Cavenaghi se había ido en 2004 que no teníamos un goleador así. Y ahora tenemos dos, junto a Driussi, y hete aquí el mayor problema del Pipa. Antes el área era sólo de él y ahora la comparte, y no está tan cómodo.

Mora es tan lagunero como decisivo, muchas veces fue el sostén del equipo y muchas otras el contrapeso. Pero tirando centros y corners es el mejor de este plantel.

Los laterales son horribles. Casco debiera llamarse Balde y el paragua, más que paragua es colador.

No sé quien comentó por ahí arriba, lo que más cuenta es las ganas que Gallardo le ponga al campeonato. Aunque falten 3 fechas y estemos arriba, aún puede dejarlo de lado.

Saludos
Aledb

Agustín Ovejero dijo...

Llego tardísimo pero es justamente porque espero comentar para mejorar o pulir mis puntos de vista. Así que invocando respeto a todos, comentemos cuando el equipo también gana sino parecemos "Deportivo Queja".

Acabamos de ganar por Copa pero imagino que ya saldrá la nota de Charro correspondiente. A la falta de 5, como dicen, le agregaría, como se vió esta noche, que Fernández es irremplazable. Se sintió tocado salió y el equipo perdió rumbo e iniciativa.

Con respecto a lo del domingo ya todos lo dijeron: el típico partido en que te embocan porque no embocás. Mucho toqueteo y poca confianza para rematar desde afuera (algo que intenta sólo el Pity y le sale una de cada 10). Con las disculpas a Mario de B. pero en esta no me sumo; a un delantero se le piden goles y más en partidos calientes y cerrados... Yo putée años a los varios de muertos que jugando 90 minutos si tenían una se la regalaban al arquero (en estos últimos 15 años tenemos una lista interesante). Por lo menos ahora tenemos a un tipo que ya sea en un partido flojo para él o el equipo si le queda una, la van a buscar adentro.

La cosa también pasa porque otra vez el equipo está corto. Tal vez una falencia conjunta entre dirigencia y Gallardo (aunque lo veremos cuando al Muñeco le toque dirigir a un equipo con más recursos económicos) en todo este tiempo haya sido esa... Una superpoblación de jugadores en un lado (mediocampistas centrales) o escasez total en otros (centrales otra vez y armadores de juego).

Anónimo dijo...

" chiarini es un Sand con guantes.....""" jajajajajaja
la pucha que lo pario.... me alegró el dia.
Gracias, no puedo parar de reirme!!!!!
Enorme Mario de B.!!!

Gabriel