"Se pueden arreglar campeonatos enteros, como el de Boca de Ischia." Javier Ruiz árbitro "Ehhehh, eh yo pienso de que ehhehh eeeehh (?)." DAP "No estén cagados." Daniel Passarella

lunes, 25 de abril de 2016

Como en la copa... pero sin segundo partido

Una constante del partido, el conductor detenido con falta y D´alesandro no dejó de pedirla

Gallardo lo anticipó, se jugaría como si fuera un partido de copa. En esos partidos hay que jugar muy concentrado, no vale regalar nada y la ventaja se saca aprovechando los pocos espacios/oportunidades que se presentan, son 180 minutos y hay que ser inteligentes para elegir el momento de buscar la diferencia para clasificar. En los play off de eliminación se juega así porque hay mucho en juego, es la eliminación directa. Viendo los resultados y los partidos jugados en este fin de semana, se puede asegurar que los clásicos del fútbol argentino cada vez se arriesgará menos y en su mayoría serán de 0 a 0. Ayer River Plate demostró que le faltó determinación, se jugaba demasiado (irónico pensando que ambos están lejos de pelear por el título) y no quiso arriesgar. No arriesgó Gallardo (los cambios no fueron para buscar el partido) y no arriesgaron los jugadores (mantuvo un orden defensivo y ofensivamente quedó librado a alguna magia de D´Alessandro).
Balanta recibió la patada de Perez. Me gustaría saber la reacción de sus compañeros en el vestuario

Algunos verán el vaso medio lleno y dirán que al menos ahora se termina el partido. Ausente el panadero, los jugadores bosteros presentaron al frutero y tiraron fruta durante todo el partido; se tiraron al piso para golpear al rival pero exigían que se las cobren a favor, teatralizaron faltas inexistentes (Lady Gaga hasta quiso mostrar unos tapones en sus pies cuando Alario no pasó ni siquiera cerca de su pie y otro jugador parecía que fue asesinado por una chilena de Alario y tampoco llegaron a impactarlo), lloraron para pedir tarjetas (Orión se quejó que Balanta le pegó rodillazo y se ve claramente que el arquero levantó la rodilla para golpear), el DT martirizó al juez de línea, le tiraron un encendedor a D´Alessandro (supongo que no consiguieron algo mejor)... pero esta vez no pudieron tirar gas.
Orión dijo que Balanta debió ser expulsado por un rodillazo... mala leche y mentiroso

Lo importante es que River Plate jugó 80 minutos con un hombre más y no arriesgó como debería. Perder este partido hubiera sido un duro golpe anímico (especialmente al haber jugado con un hombre más) pero tampoco tuvimos la inyección fundamental que hubiera sido salir de la bostanera con 3 puntos. River Plate no se enfrentó a los bosteros (que ya de por sí están limitadísimos porque el jugador del pueblo se juntó con sus amigos amigos Chavez y Osvaldo y por ahora se olvidó de jugar, se convirtió en otra venta de humo y solo busca mejores métodos de quebradura), se enfrentó a sus propias limitaciones.
Mayada, el que mejor se entiende con D´Alessandro

Barovero dio muchos rebotes pero a pesar de ello siempre transmite seguridad y tranquilidad porque en las difíciles siempre hace la fácil y simplifica cualquier posibilidad de peligro. La defensa se las arregló. Mercado y Casco se proyectaron bien y lograron contener razonablemente a los atacantes (Casco sigue mostrando una gran mejoría, al menos ya no es jugar con uno menos y está mucho más participativo en ataque). Maidana volvió mostrando su seguridad y personalidad (con Mercado se agrandan en estos partidos, se tienen mucha confianza) e intentó acoplarse a Balanta. El colombiano está lleno de altibajos, es fundamental que alguien dentro del campo de juego le hable continuamente para que no presente tantos bajones. La defensa genera dudas pero dentro de todos los problemas que hay, sabemos lo que tenemos y más o menos se arreglan. El gran problema está en el medio. Con doble 5 falta juego, sin doble 5 tampoco hay juego. Bertolo puede tener momentos pero es muy apático (todavía no tuvo la remontada de Casco y casi no le quedan oportunidades), Domingo puede poner voluntad y a veces logra suplir defensivamente sus carencias pero el 5 de River Plate debe distribuir el balón, es el primer jugador de ataque, es el que libera al resto de la primera línea rival y eso no lo da Domingo (a lo sumo entrega pelotas lineales a los laterarles o hacia adelante sin ninguna sorpresa, lo cual provoca que no haya salida limpia). Mayada, con su velocidad consiguió ser un interesante complemento para D´Alessandro pero con eso no alcanza.
Los bosteros pidieron expulsión. En la repetición se vio que ni siquiera llegó a pegarle al bostero

Párrafo aparte para D´Alessandro. Es un jugador ideal para ir a la bostanera (él mismo avisa que está invicto allá), busca la pelota siempre, provoca para que le peguen y así tener tiros libres y condicionar al rival, desconcierta a los rivales y le da la velocidad que nadie más puede tener. Juega a un toque, le hace el 2-1 a los rivales, deja solo a su compañero para que avance en velocidad, cambia velocidad y frentes de ataque, elige cuando se frena a gambetear, a tocársela rápido a un compañero o atrae marcas para dejar a otro solo... no le faltó nada más que otro jugador con su capacidad. La diferencia de nivel de D´Alessandro con el resto (incluído el jugador del pueblo) demuestra la necesidad que tiene River Plate por incorporar jugadores de categoría si quiere volver a ganar títulos (especialmente si quiere jugar 2 torneos al mismo tiempo). D´Alessandro hace magia pero no tiene compañía y los delanteros quedan muy separados. Alario peleó e intentó dentro del área pero no tuvo compañía ni le llegó la pelota. Mora se debate en perseguir defensores, en molestar pero es muy comilón a la hora de atacar. 
El conductor, hizo todo para ganar el partido pero faltó quien lo acompañe

El segundo tiempo (después de un pobre primer tiempo) volvió a demostrar que no tenemos banco. Ante la lesión de Casco se debió poner a Mammana (la dupla central volvía de la lesión y se corría un gran riesgo) y mandar a Balanta de 3. Quedaron 2 cambios y Gallardo prefirió solo cambiar figuritas sin arriesgar pero obviamente quedamos debilitados (Alonso y Driussi son menos que Alario y Mora). Lamentablemente somos las principales víctimas de nuestras falencias y nadie parece alarmarse por la pasividad dirigencial (y la falta de explicaciones). El claro mensaje es que hay que conformarse con lo que hay y rogar que alguna magia logre que sigamos avanzando en la copa.

Por Charro.

10 comentarios:

pelotín dijo...

De acuerdo, Charro.
1. Cada vez que tocaba la pelota D'Alessandro mostraba lo malos que son los demás. ¡A lo que nos hemos acostumbrado, mamita!
2. Nacho Fernández hubiera venido muy bien ayer, para tenér más llegada.
3. No tenemos banco. Son 11 y listo. Y muy flojos hace rato Mora y Alario.
4. Lo único bueno es que el equipo conserva cierta fortaleza en partidos importantes.
5. Siendo los dos equipos mediocres y sin personalidad para ir a buscar el triunfo, la expulsión puso a Boca en un lugar más cómodo: lo liberó de la responsabilidad de protagonizar. A River le pasó lo contrario. Jugó con miedo al papelón de perder con uno de más.
6. A ver si el equipo se va encontrando en la Copa, a base de solidez y que levanten la puntería los de arriba. Es la única esperanza.
7. Bueno, no: la anteúltima esperanza. La última será el recambio del verano.

Anónimo dijo...

Encomiable la tarea de River ayer, bancarse jugar todo el partido con 7, haber tenido alguna mínima chance de anotar ante un rival que jugaba con 10 y no pasar sobresaltos en casi todo el partido, demuestran que si algún día volviéramos a jugar con 11, este sería un equipo imbatible.

Durante el primer tiempo sufrimos las expulsiones temporales de Balanta, que volvió bien en el ST, de Bertolo, de Alario y de Mora. Sin delanteros dependimos de los pudieran hacer D´Alessandro y Mayada. En el ST se recuperó a Balanta, y se trató de reemplazar a los ausentes con otros dos, a ver si, aunque sea, pudieramos ser 10, terminamos con 9 1/2...el trabajo de Alonso fue bueno, pero D´Alessandro ya estaba cansado y Driussi terminó el partido con los botines limpios. Ah, Bertolo no pudo recuperarse de su auto-expulsión.

Puntos "altos", D´Alessandro, Mayada, Domingo y la defensa. Quizás no hayan sido grandes actuaciones, sino mostrarse durante todo el partido con intenciones de lastimar.

Avisenle a Gallardo que al fobal se juega con 11. Que al Mal no se le puede dar tanta ventaja.

Saludos
Aledb

Guille Grumelli dijo...

Jugamos como equipo chico, y con terror a no perder. Y me parece que en esto el mensaje viene desde el banco de suplentes. En ningún momento aprovechamos la ventaja de jugar 11 contra 10, y con los cambios tampoco se busco esa ventaja, como dijeron, fueron figuritas contra figuritas.
ME parece que estamos estancados, y dependemos solo del cabezón, y no mucho más, pero es lo que hay, y roguemos llegar a junio,. vivos en la Copa, y después veremos como se mueven los dirigentes, aunque tampoco hay mucha esperanza con esto.
Abrazo

Nicolas Salerno Ercolani dijo...

Dejenme que exprese mi preocupación. Ayer era una gran oportunidad para ganar el clásico y que nos sirviera como catapulta anímica para jugar lo que viene. Tuvimos la ventaja numérica (no solo la expulsión, sino que Lady gaga que había sido lo mejor de ellos se fue lesionado)
Faltaron ideas adentro y en el banco para ganar. Jugadores que siguen demostrando que les pesa mucho la camiseta (el caso mas ejemplar de ayer Bertolo, no entiendo porque Gallardo no lo sacó)
Tengo la sensación que este partido confirma que va a ser muy difícil que en todo lo que resta del 2016 podamos esperar algo así como un proceso virtuoso que culmine con un equipo que juegue bien al fútbol, habrá que buscar los problemas (un plantel que no está bien armado, faltan defensores y delanteros, los jugadores de refuerzo no dan la talla, no salen jugadores de inferiores)

Agustín Ovejero dijo...

Seguimos buscando que el equipo explote como lo hacemos con el Pity Martínez.

Es horrible repetirlo de mi parte, y no es por creído, pero ¿vieron que terrible es la inercia?
Me banqué hasta el minuto 67 y dije basta. Era horrible lo que estaba viendo y sólo una intervención divina hubiera cambiado ese resultado. Estuvimos con una virtual superioridad numérica casi todo el partido (nada que reprochar al arbitraje deberíamos reconocerlo también, estuvo a la altura)... Y digo virtual porque en la ironía de Ale jugamos con 7, aunque si, al final, siempre tuvimos 10 en el partido (fueron 12 meses para sumar más nombres a esa ya considerable lista de jugadores falopa que tuvimos en los últimos 15 años).
Mariconeamos esa es la palabra. Le facilitamos a Boca el partido. Pero ellos tienen a Pablo Pérez y nosotros a varios que no tienen problemas con las tarjetas pero si con la pelota.

D'Alessandro con 35 años recién cumplidos es lo último de un pasado de River. Cuesta creer que desde las inferiores no se haya formado a más jugadores en esa línea (a excepción de un Darío Conca que expulsamos del club y de un Lanzini que está lejos de volver). Se notaba horrores como el nivel de la calidad futbolística de un equipo que se dice de primera línea en el país se viera así contrastado.

Yo ya pienso en refuerzos. Ví que se busca a Iturbe de nuevo... Sondear por Lucas Ocampos(? Malcorra(? Falcao(? que fue de la vida del negro Carbonero(? Rojas no quiere volver(?

Anónimo dijo...

Agustín lo que digo no es ironía...o sí, en parte...Bertolo, Mora, Alario y Driussi casi no tocaron la pelota...de todos ellos el que más contacto tuvo fue Mora y siempre fue errático. Pero los otros tres ni te diste cuenta que pasaron por el campo, y eso que Bertolo jugó los 90 minutos. Repasen mentalmente las jugadas qeu hilvanó River durante todo el partido y se darán cuenta que la pelota circuló inofensivamente entre D´Alessandro, Mayada, Mercado, Maidana, Balanta, Casco y Domingo...cuando se terminaba el circuito, volvía a empezar.

No sé por conde habrán visto el partido, pero en la transmición de telefe, en un momento, apenas comenzado el ST Casco pierde una pelota que debía dársela a Bertolo, pero éste se quedó detrás de su marcador...De Paoli se da cuenta y lo dice, al toque comentan que Nico Domingo le decía lo mismo, que se había escondido detrás del marcador, en vez de ofrecerse como pase.

Yo creo que más que mariconear, hay varios jugadores a los que no les alcanza para jugar en River. O por lo menos en este River, quizás en otro contexto pueden rendir más.

Saludos
Aledb

Marcelo (Cole es de RIVER ) dijo...

Gente
impecables todos, porque yo también veo y no soy un dechado de virtudes, la carencia de jugadores que estén a la altura de vestir la gloriosa banda sangre, de los refuerzos no espero nada ya...lo que me preocupa y que también creo que dijeron por ahí es el vaciamiento que hicieron de las inferiores, que es lo que nos hizo grandes desde antaño, eso se perdió, la genética de crear armadores y centro delanteros a lo pavote...eso lo sentimos mucho, amén de esta dirigencia que deja mucho que dejar en el armado del plantel.
Saludos.

ML dijo...

Me quedaron 3 imágenes del super: Tévez tirándose de palomita, mortal y lo que saliera para intentar convencer al juez; el remariconazo y falopero (ver 2006) de Lady Gago actuando de que Alario, que es mas bueno que el pan, le había taladrado el tobillo, y el malaleche y pagador de la barra brava, Orión, haciendo tiempo en el final....

Creo que Casco debería ser el lateral izquierdo titular. Vangioni se está por ir (no le pregunten al Enzo porque no sabe nada) y no vale la pena seguir dandole la titularidad.

Me gustó el equipo, jugó concentrado y con garra.

Mario de Balvanera dijo...


¡Qué partidos de mierda son los cacareados "súper-clásicos"!!!
Ya perdí la cuenta de los que ví en el Monumental, en Racing (sí la noche del gol de Suñé estaba ahí y la RPMQLRMP), en Vélez (sí, en el 5-4 también estaba ahí), en la bostería (con la pelota naranja y el 2-1 del ´77 estaba colgado en la 3ra bandeja), en Huracán e inclusive en algunos de verano.
Salvo honrosas excepciones SIEMPRE fue un partido de mierda, deportivamente hablando.
Friccionado, nervioso, violento, con los accesos cuando jugamos de visitantes convertidos en emboscadas, los jugadores haciendo tragedia griega, clavados olímpicos, ciencia-ficción. Los técnicos incineran cabezas desde la raya. Y los árbitros entran con pañales doble-gel, cuando no entran con los bolsillos llenos de coima (Lousteau..., TELÉFONO !!!)
Si fuera por mí, que no se jueguen NUNCA MÁS.
RIVER por lo general no define NADA en estos partidos (salvo en las MALDITAS copas) y los bosteros salvan el año empatando 0-0 en el barro.
¿El partido?
RIVER fue Barovero y 10 tortugas.
Lento, previsible, lleno de pases laterales al pedo y de infinitos combinaciones hacia atrás.
El "efecto Riquelme" llevado al paroxismo.
En el segundo tiempo, el televisor quedó como musica de fondo mientras acomodaba papeles.
Un embole.
Ando a la búsqueda de extracto de muña-muña y cuerno de unicornio para agregar a los sahumerios.
A lo mejor convenzo a los dioses de lo buenitos que somos.
Abrazo millonario !!!
...

Agustín Ovejero dijo...

Gracias Ale

A lo que voy es al tema de que en los planes de nadie está que de los once jugadores que salen a la cancha, cuatro se autoexpulsen. Creo que habíamos visto jugar mal a varios pero no a un equipo que carezca virtualmente de jugadores, aunque si estoy de acuerdo con que los que nombraste estuvieron pintados, sobre todo Alario que no es precisamente alguien que se desaparezca.

Lo que tampoco me gustó fueron las declaraciones post partido... Cassettes o no, decir que el rival se defendió todo el partido (muy obvio), que quisieron conformarse con el empate, que salió a cuidar el resultado y demás sandeces es falta de autocrítica porque nosotros tampoco hicimos nada para ganarlo.